Samsung desvela la Galaxy Tab S3, el híbrido con Windows Galaxy Book y un Gear VR con mando

Alejo I
A falta de un Galaxy S8 (que se presentará el 29 de marzo, según acaba de señalar la compañía), Samsung ha querido cerrar el atracón de novedades de la jornada previa a la apertura del Mobile World Congress con tres nuevos lanzamientos. La estrella de este importante pelotón de novedades no es otra que el Galaxy Tab S3, una tableta de gama alta acompañada en Barcelona por un convertible basado en Windows llamado Galaxy Book y un visor de realidad virtual Gear VR que vendrá con su propio mando.

Imagen

Comenzando por la Galaxy Tab S3, la tableta premium de Samsung se renueva este año con una pantalla Super AMOLED de 9,7 pulgadas que ahora incorpora soporte para HDR 10, poniéndose a la última para poder disfrutar de los contenidos multimedia de última generación con la máxima calidad. Este notable panel ofrece un contraste sumamente elevado y una resolución de 2.048 x 1.536 puntos. El procesador es un Snapdragon 820 y la RAM se ha fijado en 4 GB, que es una cantidad bastante elevada en un segmento por otro lado despoblado de productos de alta gama.

Otros detalles destacables de la Galaxy Tab S3 son la presencia de 32 GB de almacenamiento ampliable, su conector USB-C 3.1 y una batería de 6.000 mAh con carga rápida. El sistema operativo incluido es Android 7.


Viene con la típica capa de personalización de Samsung, que lejos de limitarse a maquillar la estética del sistema operativo también aporta prestaciones como el sistema de identificación Samsung Flow (que permite desbloquear un ordenador leyendo en la tableta la huella dactilar del usuario) y soporte para un S Pen que ahora tiene una punta más fina y más niveles de sensibilidad, además de varias aplicaciones específicas para sacarle partido nada más encender el dispositivo.


Todas estas características configuran un producto que lógicamente no será barato, igual que tampoco lo fue su antecesor. Según ha señalado Samsung, la versión con conectividad Wi-Fi saldrá por 679 euros antes de sumar accesorios como la funda teclado.


Samsung Galaxy Book, otro rival para Surface

Por otro lado, Samsung ha tirado un dardo a la familia Surface de Microsoft con el anuncio de los nuevos Galaxy Book. Estos híbridos estarán disponibles en versiones de 10,6 y 12 pulgadas (la primera TFT Full HD 1.920 x 1.280, la segunda Super AMOLED 2.160 x 1.440 compatible con HDR 10) y procesadores Intel de última hornada, siempre con un ojo puesto en el público profesional.

Imagen

El Galaxy Book de 10,6 pulgadas montará un procesador Core m3 a 2,6 GHz, mientras que el Galaxy Book 12 hará uso de un más potente i5 a 3,1 GHz. Las opciones de configuración serán varias.

El modelo pequeño vendrá con 4 GB de RAM y una unidad interna de 128 GB, mientras que el Galaxy Book de 12 pulgadas se ofrecerá en versiones 4/128 GB y 8/256 GB, con la posibilidad de ampliar siempre la capacidad de almacenamiento mediante tarjetas microSD. La resolución de la cámara será directamente proporcional, con 5 y 13 megapíxeles.


El Galaxy Book más grande se beneficia así mismo de un mayor número de puertos, con dos USB-C 3.1 en lugar de un único conector. Ambos modelos soportan carga rápida y tienen una batería oficial de más de 10 horas (10,5 en el modelo de 12 pulgadas y 12 en el de 10,6 pulgadas). Sea como sea, los dos cuentan con sonido firmado por el especialista AKG gracias a la adquisición de Harmann por parte de Samsung (característica por otro lado compartida con el Galaxy Tab S3).

Imagen

Samsung comercializará sus nuevos Galaxy Book con conectividad Wi-Fi y Wi-Fi + LTE. Samsung no ha facilitado los precios de lanzamiento. Igualmente, se desconocen los accesorios que vendrán incluidos.


Un Gear VR para jugar más en serio

Por último, Samsung ha anunciado un nuevo Gear VR acompañado con por un mando que debería simplificar la interacción con los menús y los contenidos disponibles para el visor de realidad virtual de la compañía. La nota de prensa no señala qué mejoras se han realizado y las fotografías tampoco revelan grandes cambios (sabemos no obstante que la óptica permanece inalterada), por lo que parece que la mayor novedad es la presencia de un sistema de control inalámbrico que funciona con una pila recargable AAA y proporciona hasta 40 horas de autonomía con un uso de dos horas diarias.

Imagen

El mando en cuestión incorpora un touchpad clicable, un gatillo, un botón de acceso a la pantalla de inicio, otro de retroceso y regulador de volumen. Con este accesorio debería solucionarse uno de los mayores problemas del Gear VR, y es que llevarse las manos al visor para interactuar con los menús no era algo particularmente cómodo ni intuitivo. Según Samsung, el nuevo mando también facilita operaciones como disparar a enemigos virtuales o pinchar y arrastrar.

El Gear VR incorporará conectores microUSB y Type-C. Será compatible con los teléfonos Galaxy S7, S7 edge, Note5, S6 edge+, S6 y S6 edge. El precio del visor con el mando será de 129 euros, según Sammobile. Los usuarios que ya tengan un visor Gear VR podrán adquirirlo de forma separada por 99 euros cuando salga a la venta en el segundo trimestre.
Sobre el autor » Alejo I

Cerca de dos décadas escribiendo sobre nuevas tecnologías y cultura popular. Si tiene luces o botones, posiblemente he hablado de ello. EOLiano Gran Reserva.

Más publicaciones de Alejo I »

Avatar de Alejo I