Usamos cookies y procesamos datos de tu navegación principalmente con fines técnicos, estadísticos y publicitarios; la utilización de nuestros servicios implica tu consentimiento. Más información en nuestra política de privacidad.

Prince of Persia Trilogy: HD Collection

Prince.jpg


Para consultas y debates sobre el contenido de este artículo, visita el Hilo oficial.



Prince of Persia Trilogy: HD Collection

Portada de Prince of Persia Trilogy: HD Collection
Desarrollador
Distribuidor
Europa
24 noviembre 2010
Género
Modos
Plataformas
Medio
Hilos oficiales




Prince of Persia Trilogy: HD Collection es una colección de video juegos de Acción y Plataformas desarrollado por Ubisoft Montreal y distribuido por Ubisoft, originalmente lanzados para diversas plataformas y relanzados en exclusiva para la plataforma Playstation 3 con gráficos en alta definición. La colección se puso a la venta en Europa el 24 de noviembre de 2010, estando también disponible a través de descarga digital mediante Playstation Network.


Contenido

Anuncio

Después de muchos rumores, UbiSoft ha anunciado de forma oficial el lanzamiento de Prince of Persia Trilogía, título que reunirá en un mismo blu-ray, Prince of Persia Las Arenas del Tiempo, Prince of Persia El Alma del Guerrero y Prince of Persia Las Dos Coronas. Los tres títulos contarán con gráficos renovados en alta definición (720p) y 3D estereoscópico.[1]

Mecánica de juego

Prince of Persia es una saga de juegos de aventuras del género de las plataformas. El personaje se desplaza por varios escenarios o niveles caminando por las paredes, deslizándose en las escenas, saltando, corriendo y esquivando trampas. También debe enfrentarse a distintos enemigos que se interponen en su camino mediante golpes de su espada.

Historia

Esta sección contiene spoilers.


Prince of Persia: Las Arenas del Tiempo

El Príncipe se dirige hacia su primera batalla acompañado por su padre, Leslie Sharaman, y con la armada persa para atacar el reino del Majarahah. Anteriormente el rey Sharaman había hecho un pacto con el visir del Majarahah: si el Visir lanzaba al cielo una flecha encendida, significaba que el guardián de la puerta estaría muerto y los persas tenían el camino libre. A cambio el Rey Sharaman le había prometido al Visir cualquiera de los tesoros del Majarahah.

El Visir da la señal y comienzan a atacar, y el Príncipe decide ser el primero en encontrar los tesoros del Majarahah: El Reloj de Arena y la Daga del Tiempo y así darle gloria a su padre. Se derrumba la puerta y el Príncipe consigue pasar por poco por ella. Ya dentro, pasa por distintos lugares sorteando obstáculos y matando enemigos hasta que llega a una sala donde está el reloj de arena y al otro lado la daga del tiempo. Cuando llega hasta la daga la coge y acciona un botón de su empuñadura, retrocediendo en el tiempo y esquivando así una roca que iba a caerle encima y descubriendo así su poder de controlar el tiempo. Al salir se encuentra con su padre y el Visir que están mirando como los soldados sacan el Reloj de Arena para llevárselo. Cuando el Visir vio la daga que llevaba el Príncipe le recordó al rey su promesa de darle cualquiera de los tesoros del Majarahah y le pidió la daga, pero el rey Sharaman le dijo que era el recuerdo de su hijo de la primera batalla y se la negó diciéndole que podía coger cualquier cosa menos el Reloj de Arena y la Daga del Tiempo, justo lo que quería el Visir. Mientras pasa esto se ve como un soldado encuentra a una chica: la hija del Maharaja.

De vuelta a su reino pasaron por Azab para regalarle el Reloj de Arena al rey de Azab y asegurar así la amistad y la paz entre los dos reinos. En ese momento el rey de Azab preguntó por qué brillaba tanto la arena que tenía el reloj, el Visir respondió que entre la arena del reloj había una maravilla nunca vista por el hombre y que sólo podía contemplarse abriendo el reloj con la Daga del Tiempo. El Príncipe accedió y cuando introdujo la daga se liberaron las arenas convirtiendo a toda la gente del palacio en monstruos de arena excepto a él (gracias al poder de la daga), el Visir (gracias a su vara) y a Farah, la hija del Maharaja (que tenía un extraño medallón con el que se podía controlar la arena).

A partir de ahí comienza la parte práctica. El Príncipe consigue matar unos cuantos monstruos absorbiendo la arena que tienen con la daga. Cuando mata a todos los monstruos que vienen, aparece una columna de arena que "le dice el futuro" mediante unas visiones. Entonces el Príncipe busca a Farah, y al encontrarla por primera vez, él ve que lleva un medallón raro y que no se había convertido en un monstruo de arena. En ese momento aparecen unos escarabajos de arena y quedan en encontrarse de nuevo en la sala de invitados. Yendo hacia esta sala el príncipe ve como unos pájaros se llevan el Reloj a lo más alto de la torre.

Cuando por fin encuentra a Farah, ella está en la sala principal luchando contra unos monstruos de arena, entre ellos el rey Sharaman que se había convertido en un poderoso monstruo (El Rey de Arena) y el baja a ayudar a Farah. Cuando mata a todos, incluido su padre, Farah le dice que sabía lo que era perder un padre y él le responde: "Ese... no era mi padre" y va a la columna de arena que se ha formado. Cuando el Príncipe se despertó vio que Farah estaba a su lado y que estaba intentando robarle la daga. Él consigue evitarlo y se enfada. Después de una charla, ella decide acompañarlo y los dos forman un equipo. En este momento, se desarrolla el juego en el que poco a poco aparece una atracción mutua que se ve a lo largo del juego.

Cuando llegan a la cima de la torre y encuentran el reloj, Farah le dice al Príncipe que debe llegar a lo alto del reloj y clavar la daga, pero él duda, porque en sus visiones había visto a Farah robándole la daga y además ella tenía razones de sobra para odiarle a él y a su pueblo. Mientras el Príncipe le plantea estas preguntas a Farah aparece el visir e invoca un fuerte viento que empuja al Príncipe y a Farah a un agujero de la pared. El Príncipe consigue recuperar la daga, que se le había caído en el último momento y salvar a Farah. Mientras van andando por el oscuro corredor, que en realidad es una tumba, Farah le pregunta al Príncipe por qué vaciló y no confió en ella. Luego comienzan a charlar sobre si esa tumba fuera la suya al menos estarían juntos y la daga estaría con ellos. Farah se da cuenta de que el Príncipe tiembla debido a que tiene miedo a los lugares cerrados y ella le explica que su madre le dijo que cuando tuviera miedo dijiera una palabra, "Kakulukijam" y se le abriría una puerta y que nunca le había contado esto a nadie; el Príncipe se ríe de ella diciendo que menuda tontería, que no le extraña que no se lo haya dicho a nadie, pero cuando el Príncipe repite la palabra Kakulukijam se abre una tumba ante ellos y consiguen salir. El Príncipe llega a una preciosa fuente con muchas puertas. Mientras, Farah le está llamando desde el piso de arriba donde dice que hay unos baños. El secreto para llegar hasta el piso de arriba (donde está Farah) es ir por las puertas en las que se escucha sonido de agua cayendo, de lo contrario siempre aparecerá en el principio. Cuando encuentra a Farah, ella está en una especie de piscina e invita al príncipe a bañarse con ella. En ese momento el Príncipe y Farah consuman su amor. Cuando él se despierta descubre que Farah le ha quitado la daga y la espada y le ha dejado su medallón para protegerle. Farah intentaba devolver ella sola la arena al interior del reloj y proteger al Príncipe de cualquier peligro asumiendo ella toda la responsabilidad. Más adelante el Príncipe consigue otra espada, destruye a los monstruos de arena directamente sin necesidad de utilizar la daga y va en busca de Farah (otra vez).

El Príncipe la encuentra luchando contra varios monstruos de arena en la sala que está justo por encima de la del Reloj de Arena. Cuando consigue llegar hasta ella, Farah es golpeada y se cae por el hueco que va a la sala del Reloj. El Príncipe consigue sujetarla agarrando la daga (que Farah tiene en la mano) por el filo, pero ella al verle sufrir dice: "Kakulukijam" y se suelta cayendo al suelo a lo cual él dice: "Faaaraaaaah". Él intenta retroceder en el tiempo pero la daga no tiene arena.

Cuando baja a la sala, la encuentra muerta por la caída, y en ese instante aparece el visir ofreciéndole la vida eterna a cambio de la daga. Él le dice que: "Para qué vivir cuando todos sus seres queridos han muerto". Suyos eran el honor y la gloria, pero ¿para qué los quería ahora?, en ese momento el Príncipe sube a lo alto del Reloj y clava la daga. A continuación, se ve como las arenas entran en el reloj y el tiempo retrocede hasta el momento antes de invadir el reino del Maharaja.

Después se ve como el príncipe corre por la selva hasta la habitación de Farah (como empieza el juego) para advertirle del Visir traidor. En realidad el juego comienza cuando el Príncipe ya ha retrocedido en el tiempo y va a devolverle la daga a Farah. En este momento el Príncipe le cuenta toda la historia de lo ocurrido con la daga y lo que ellos han vivido juntos y eso es lo que el jugador juega. Cuando la encuentra le explica lo que pasó, y acto seguido viene el visir para luchar contra el Príncipe. Después de derrotar al Visir, Farah le pregunta que porqué inventó una historia tan absurda solo para devolverle la daga, alegando que ella no es una niña que crea en esas cosas. El Príncipe le contesta con un beso por el que Farah se enfada, así que el Príncipe usa la daga por última vez para hacer retroceder el tiempo como si ese beso no hubiera existido, y simplemente contesta a la pregunta de Farah dándole la razón. Mientras el Príncipe se va, Farah le detiene y le dice: "Ni siquiera sé vuestro nombre", a lo que el Príncipe contesta: "Podéis llamarme... Kakulukijam". El Príncipe sólo podía saber este nombre si su historia era cierta, ya que Farah le había dicho antes que jamás había dicho esta palabra a nadie. Farah se queda muy sorprendida y finalmente el Príncipe se va.

Prince of Persia: El Alma del Guerrero

En el principio se ve a alguien escapando de una sombra o monstruo, que va arrasando con todo a su paso, hasta que llega a un lugar sin salida y se revela que es el príncipe, en ese momento de forma endemoniadamente resentida, voltea resignado a la pelea para mirar a su perseguidor, saca sus espadas y en el reflejo de sus ojos se ve un inmenso demonio que se lanza contra él. Entonces, de repente, muestran el barco del príncipe en medio de una tormenta, cuando aparece un barco con monstruos de arena y una chica vestida de negro, quien es la comandante del barco. El barco enemigo lo aborda y, mientras matan a todos, el príncipe va en busca de la chica de negro para matarla. Cuando la alcanza comienzan a luchar, pero ella le dice que La Emperatriz lo ha subestimado, este le pregunta si La Emperatriz le ha enviado y ella aprovechando la distracción, lo lanza al agua.

Entonces vemos una visión del príncipe en la que habla con el anciano sabio, al que tanto cariño le tiene. El anciano le explica que una bestia aterradora le persigue, que se llama Dahaka y es el guardián de la línea del tiempo. Le explica que él (él príncipe)debió morir por abrir el Reloj de Las Arenas (Prince of Persia: The Sand of Times - Las Arenas del Tiempo). El príncipe, sin hacerle caso al anciano,le dice que prefiere morir intentando librarse de la bestia que esperar sin más su muerte. El anciano le dice que no le conviene y le explica que no se puede cambiar lo que esta escrito en la línea del tiempo. El príncipe decide ir a la Isla del Tiempo para evitar que la Emperatriz del Tiempo cree las arenas y, por lo tanto, el Dahaka no tenga nada contra el(el principe). Pero el anciano le dice que su viaje no acabará bien y que nadie puede cambiar su destino.

Entonces, aparece en una playa, que se deduce como la Isla del Tiempo, donde se creó el Reloj de Arena y donde está la Emperatriz del Tiempo. En este momento, el príncipe avanza hasta que llega adentro del Palacio donde está Shadee (la que abordo el barco del príncipe) y a otra mujer con un vestido rojo, luchando. A continuación, el príncipe ayuda a la segunda y mata a la comandante.

Después, la mujer a la que ayudó el príncipe le dice que si quiere evitar que el Reloj de Arena se cree, tiene que ir a la Sala del Trono. Ella le da la Espada de la Serpiente para poder accionar los mecanismos.

Más tarde, después de un largo recorrido, en el que tiene como misión principal la de accionar dos torres (para permitir el acceso a la Sala del Trono), el príncipe consigue la Espada del León, que es más fuerte que la anterior espada. Entonces, mientras el príncipe explora la isla, se encuentra varias veces con una bestia, que comparte cierto parecido al Dahaka e intento matarlo en una ocasión (aparentemente). Después de viajar del presente al pasado varias veces, escapado del Dahaka y explorado la isla, por fin llega a la Sala del Trono y se encuentra con la bestia que tanta curiosidad le había causado por sus constantes pero alejados encuentros y el Dahaka al mismo tiempo. El príncipe intenta escapar rodando por el suelo, lo consigue y, en vez de matarlo a él, el Dahaka se lleva a la bestia y el príncipe entra en la Sala del Trono con la mujer a la que había ayudado.

Cuando los dos entran, la chica cierra la puerta y le dice que ella tuvo una visión en la que ella moría en sus brazos y, para evitarlo, lo iba a matar. En ese momento se descubre que la chica es la Emperatriz del Tiempo, llamada Kaeleena. Ellos luchan y el príncipe la mata y cree que así no se crearán las arenas, pero se equivocó, no solo se crearon, sino que ahora el Dahaka también lo persigue en el pasado, y él vuelve al presente.

Entonces el príncipe, en las mazmorras ya habiendo perdido toda esperanza, ve al Dahaka tratando de destrozar unos barrotes para llegar hasta él y le dice que venga a por él, que se rinde, y que si lo quiere ahí esta. De repente, descubre unos escritos que le dicen que hay una máscara que le brindara una segunda oportunidad, a lo que él dice: "una segunda oportunidad de fallar", pero rápidamente piensa que si logra matar a la Emperatriz en el presente, el Reloj se creara pero el nunca lo habría abierto y así el Dahaka no tendría nada en su contra. El príncipe decide ir a por la máscara para no cometer el mismo error. En su viaje hacía la máscara, se encuentra con una Espada de Agua (la cuál solo aparece si se recogen todas las Mejoras de Vida), la cual esconde misteriosos poderes y cinco armas secundarias misteriosas (Espadas Misceláneas). Cuando consigue la máscara, se transforma en el Espectro de Arena que no resulta ser otro que la bestia que lo observaba de lejos durante su rrecorido por la Isla.

El príncipe vuelve a hacer lo mismo que antes, ir a la Sala del Trono, para esta vez,llevar a Kaeleena al presente. En el transcurso de su viaje, se puede observar como se encuentra con su otro yo, y cuando pensaba que el malvado quería matarlo, en realidad lo salvó de un enemigo que tenía detrás.

En este punto vuelve al mismo lugar que antes, donde están los dos príncipes y el Dahaka. Esta vez, el espectro de arena del príncipe se echa atrás y agarra al otro príncipe . Otra vez, vuelve a ser él de antes, ya que la máscara se deshace. A continuación, el príncipe va a la Sala del Trono con Kaeleena, pero en vez de luchar, él va al trono y rompe una pared que conduce a un portal secreto hacía el presente, entonces el príncipe la empuja y luego va él. El príncipe sigue el camino hasta que la encuentra en una gran plataforma.

Final Alternativo: El príncipe lucha contra Kaeleena y la mata otra vez, entonces aparece el Dahaka, pero no quiere al príncipe sino a Kaeleena y se la lleva junto con el Medallón del Tiempo que lleva el príncipe, la última Reliquia de Las Arenas del Tiempo ya que nunca se crearon las arenas. Entonces el príncipe escapa de su destino y vuelve a Babilonia.

Final Verdadero: (Solo si se tiene la espada de agua) El príncipe intenta razonar con Kaeleena, cuando aparece el Dahaka y vuelve a ir por Kaeleena, pero el príncipe ataca al Dahaka con la espada y descubre que con esa espada le hace daño. Después de someter al Dahaka y salvar a Kaeleena, los dos vuelven a Babilonia.

Prince of Persia: Las Dos Coronas

En el video de introducción, se muestran imagenes de un barco, en este viajan él y Kaeleena. Regresan de la Isla del Tiempo, tras los sucesos acontecidos en Prince of Persia: El Alma del Guerrero. Ella inicia relatando: Todos cometemos errores, algunos pequeños, otros grandes. Pero su error, cargado de inocencia y promovido por el orgullo, fue el más grande y terrible de todos. Algunos creen que cuando el Príncipe viajó a la Isla del Tiempo, par escapar de la muerte, regresó solo; el amuleto destruido, El Dahaka sometido, La Emperatriz muerta. Por fín el Príncipe era libre...pero no fué así como sucedió. La verdad es que eligió salvarme de mi destino. Con ello me liberó...y nos condenó a todos El príncipe y Kaeleena navegan en el barco rumbo a Babilonia, hogar del príncipe, para vivir juntos. Entonces vemos como el príncipe, intentando deshacerse de cualquier objeto que tenga que ver con las arenas, tira al agua la última reliquia de las arenas del tiempo. Detrás de él, aparece Kaeleena, que le dice Príncipe, de todos los futuros posibles, este era el mas prometedor...pero algo ha cambiado. A lo que el Príncipe le respondé No os preocupeis Kaileena. Ningun mal os aguarda en Babilonia, os lo prometo. Mirad, casi estamos en casa Cuando estaban llegando, descubren como Babilonia esta invadida, en ese momento atacan su barco y lo destruyen. Los dos caen al agua quedando inconcientes. Kaeleena llega a la orilla, el Príncipe también pero a algunos varios metros de distancia a donde Kaeleena. EL Príncipe despierta y contempla el panorama de batalla. A lo lejos reconoce Kaeleena inconciente. Observa como unos soldados la encuentran y se la llevan cargando. El Principe grita Dejádla. Aqui es donde el jugador comienza su recorrido.

Ellos llegan a Babilonia y está toda la ciudad asediada, entonces atacan su barco y lo hunden, el príncipe se va por un lado y Kaileena por otro. Entonces vemos como el príncipe se despierta en la orilla del puerto, donde antes se comerciaba, y ve como se llevan a Kaileena dos guardias. Aquí es donde comienza el juego. A continuación él va en busca de Kaileena, atravesando trampas, enemigos, hasta que llega a la sala del trono y se escucha un diálogo de alguien que le habla a Kaileena. Ese alguien era el visir quien mata a Kaileena. Cuando viajó a la isla, encontró el reloj de arena, la daga del tiempo y libros con secretos. Dice que en un sueño la daga cobró vida y le dijo lo que debía hacer para conseguir la vida eterna. Mientras se escucha el diálogo, llega a donde está Kaileena, en la terraza.

Cuando llega el príncipe decide atacar a todos pero un hombre bajo y rechoncho para al príncipe y una mujer le clava una cadena cuchillo al brazo izquierdo. En ese momento Kaileena es atada y el visir, con la daga. Entonces, el visir mata a Kaileena, convirtiéndola en arena, luego él mismo se la clava para conseguir la vida eterna, pero se transforma en un monstruo y, por si fuera poco, desata una plaga por todo el reino. El príncipe logra romper la cadena, aunque se queda con un trozo enganchada, y va corriendo hacia la daga que se le cayó al visir mientras se transformaba, pero se derrumba todo, aun así coge la daga y la clava contra la pared para bajar sin morir. Después de bajar le pide perdón a su padre en donde quiera que esté. Entonces él va hacia abajo del palacio, pero cuando llega a abajo le comienza a doler el brazo y se cae por un hueco.

Cuando se despierta, oyendo una voz diciéndole que se despierte, tiene el brazo un poco brillante. Está en las cloacas, mientras intenta salir va escuchando una voz que no sabe de dónde proviene. Llega un momento en que el brazo le duele mucho y se transforma en el príncipe oscuro. Después de luchar con algunos monstruos, habla con esa voz (que pertenece a su mitad maligna despertada por la magia de las arenas y creada por la rabia, orgullo y actos egoístas pasados del príncipe) y le pregunta si eso es permanente, está le dice que si él quiere lo será, a lo cual la voz le dice que al final lo querrá. Más tarde, el príncipe descubre que tiene que alimentarse de las arenas, cuando esta en su forma maligna, de lo contrario morirá. Mientras se desarrolla la historia, llega a un estanque y cuando lo toca se vuelve a su apariencia normal, eso ocurre cada vez que toca el agua, siempre y cuando esté transformado en el príncipe oscuro. Más tarde se revela que esa voz y esa cosa en que se transforma, es su yo nunca explorado, sus sueños nunca cumplidos, y que se transforma en eso porque está infectado por las arenas a causa de la cadena.

Entonces el príncipe comienza a buscar al visir, mientras tanto el se transforma y se limpia. En un momento, el agarra una cuadriga para ahorrar tiempo, yendo por las calles de la ciudad, pero se encuentra con unos monstruos que llevan a un preso y lo comienzan a perseguir, a continuación, se ve cómo el preso escapa. Mientras tanto, el príncipe sigue escapando hasta que entra en la ciudad (antes estaba en la ciudadela).

Más adelante, cuando iba a subir por un balcón, viene un monstruo a matarlo, pero unas flechan lo matan, el príncipe no sabe de dónde viene pero sigue su camino. Más tarde lucha contra un monstruo gigante que resulta ser el guardián rechoncho que estaba en la terraza cuando mataron a Kaileena. Al matarlo, sin querer, libera a unos ciudadanos, pero se comienza a transformar y huye de vergüenza.

Cuando pasó un rato, vuelve a venir un monstruo hacia él y unas flechas también lo matan, entonces ve que es Farāh. Después de un rato, deciden aliarse para matar al visir.

Mucho más tarde, el príncipe y Farāh escuchan un grito de una mujer suplicando por su vida, el príncipe, obedeciendo a su voz interior corrupta, decide no hacer caso, pero Farāh quiere salvarla, entonces se separan. Pero el príncipe, por una vez, piensa en alguien que no es él y vuelve para buscar a Farāh. El juego transcurre, hasta que la vuelve a encontrar, le dice que estaba equivocado, pero justo aparece una mujer que intenta matarlos, que resulta ser la mujer que le clavó la cadena al príncipe. Farāh se va a ayudar a los guardias y el príncipe a ocuparse de la mujer, la mata, después de transformarse. Entonces, estando transformado, Farāh lo ve, discuten y se vuelven a separar.

El príncipe va tras ella para explicárselo, cuando la encuentra, ya con su apariencia normal, le dice que lo siente, entre otras cosas y siguen la búsqueda, mientras se desarrolla la historia en que la buscaba de nuevo, la voz del príncipe oscuro se burla de él porque dice que es blando debido a sus sentimientos. Más tarde se vuelven a separar. El príncipe, eventualmente, queda encerrado en una mina abandonada, tras seguir a Farāh. Tras usar una estatua de su padre para destruir una puerta, libera a muchos de los ciudadanos de Babilonia, que le gratifican. Luego agarra una cuadriga y sigue a unos monstruos. Durante su carrera en cuadriga el principe se encuentra mas tarde luchando contra dos monstruos muy poderosos, terminando de matarlos gracias a la ayuda de Farāh, que se acuerda de él y vuelve en su ayuda. Vuelven a separarse y Farāh logra llegar al salon del trono. Cuando se encuentran ella está encerrada al otro lado de un puente. Cuando va a por ella aparece el visir, captura a Farāh para convertirla en su concubina y el príncipe cae debido a que el visir destruye el puente.

Cuando va cayendo se transforma en el príncipe oscuro y se salva. Entonces se da cuenta de que está en el pozo de sus ancestros. Más tarde llega al fondo del pozo donde encuentra a su padre muerto. Él decide no seguir escapando de sus errores y decide afrontar las consecuencias, mientras vuelve a la normalidad, sin necesidad de tocar el agua. Llega a la torre superior, donde está el visir y Farāh.

Después de matar al visir clavándole la daga y liberar a Farāh, aparece Kaileena (hecha de las arenas que dejó el visir y su ejército al ser destruidos), el príncipe le da la daga (al ser también de arena, esta se disuelve formando parte de ella). Kaileena libera al príncipe de la cadena y le dice que este mundo no se hizo para ella, pero que hay otros y encontrará su lugar como el príncipe ha encontrado el suyo, mientras ella desaparece en el viento. Cuando se disponen a irse el príncipe ve la corona y cuando va a tomarla, aparece el príncipe oscuro y la toma antes de que él la tome. Entonces, el príncipe empieza a atacarlo, y de repente aparece en un reino mental (en su propia mente), creado de arena. El príncipe oscuro dice que puede vivir sin la necesidad de arena, también le dice que él podría haber sido el rey más grande al poder tener el poder de controlar el tiempo, que le advirtió y le repitió que no debería olvidar su misión, que él solo se dedicaba a llorar por su padre y Kaileena y Farāh, y que él no había aparecido por arte de magia, que ningún visir lo conjuró, si él existía era porque el príncipe verdadero era así, que él era el príncipe de verdad (eso es lo que el príncipe oscuro le decía mientras el verdadero lo seguía en el reino mental de arena). En algunas ocasiones aparecía en lugares donde ya había estado (visiones tomadas de sus propios recuerdos). En uno de esos lugares, aparece en la habitación de Farāh. Cuando vuelve al reino mental, está en una plataforma, con Farāh diciéndole que no le haga caso a esas sombras, que este lugar apesta a tristeza y propósitos crueles y; que la siga. El príncipe le hace caso y siguiéndola sube por unas escaleras hacia una luz (la salida del reino mental), mientras sube se escucha al príncipe oscuro (su mitad corrupta) pidiéndole que no lo abandoné, entonces, se despierta.

Cuando se levanta, está en la torre superior con Farāh. Más tarde, cuando contemplan la puesta de sol, Farāh le pregunta: "¿Cómo sabías de verdad mi nombre?" (Le pregunta esto porque cuando la vio por primera vez le dijo: "Farah", y ella le preguntó que cómo sabía su nombre y él se inventó una excusa). Entonces el príncipe le dice: "Todos creen que el tiempo es como un río que fluye fuerte y seguro en una sola dirección, pero yo le he visto la cara al tiempo y os puedo asegurar que no es así. El tiempo es como un océano en la tormenta. Venid y os contaré una historia como nunca antes habréis escuchado otra...".Esta frase es con la que comienza el primer juego de esta saga, Prince of Persia: Las Arenas del Tiempo, que es como si el príncipe contanse toda la historia de los tres juegos otra vez.

Trofeos

Prince of Persia: Las Arenas del Tiempo

  • (Plata) Portador de la Arena: Obten la Daga del Tiempo
  • (Plata) Arenas del Tiempo: Juega durante mas de 10 Horas
  • (Plata) Aprendiz de la Arena: Mata 150 enemigos
  • (Plata) Maestro del Tiempo: Retrocede en el tiempo 200 veces
  • (Plata) Circulo Completo: Activa las defensas del castillo
  • (Plata) Espada de Fuerza: Obten la 1ª espada
  • (Oro) Principe de Arena: Acaba el juego
  • (Oro) Guerrero de Arena: Mata 300 enemigos
  • (Oro) Maestro del Juego: Completa el juego retrocediendo en el tiempo menos de 20 veces
  • (Oro) Coleccionista de Arena: Colecciona las 48 Nubes de Arena PT1 PT2
  • (Oro) Secreto de Argabah: Encuentra y bebe de todas las fuentes Ocultas
  • (Oro) Una Decision Dificil: Derrota a tu Padre
  • (Oro) El Ascensor: Sobrevive a la batalla del ascensor
  • (Oro) Ultima Espada: Obten la 3 Espada
  • (Oro) La Gran Batalla: Mata al Visir
  • (Platino) Principe de Persia: Desbloque el resto de Trofeos

Prince of Persia: El Alma del Guerrero

  • (Bronce) Luchador: Completa el juego en la dificultad Fácil
  • (Bronce) Tierra en el Horizonte: Llega a la Isla del Tiempo
  • (Plata) Guerrero: Completa el Juego en Dificultad Normal
  • (Plata) Tejedor del Tiempo: Usa todos los poderes del tiempo al menos 1 vez
  • (Plata) Lanzalos: Agarra y lanza a 100 enemigos
  • (Plata) Ejecutor: Decapita 150 enemigos
  • (Plata) Equipo Doble: Mata 100 enemigos con armas a 2 manos
  • (Plata) Aventurero: Juega durante 10 Horas
  • (Plata) Lanzador Maestro: Lanza un arma al enemigo 50 veces
  • (Oro) Espada de Agua: Obten la Espada de Agua
  • (Oro) Rock n`Roll: Derrota al Golem Gigante
  • (Oro) Criatura Legendaria: Derrota al Griffin
  • (Oro) Heroe: Completa el Juego en dificultad Dificil
  • (Oro) Arte de la Arena: Encuentra todos los ArtWork Ocultos
  • (Oro) Maxima Capacidad: Consigue todas las mejoras de Salud
  • (Oro) Invencible: Completa el juego en cualquier dificultad sin morir
  • (Oro) Secreto en la Arena: Obten el Final Secreto
  • (Oro) Batalla Real: Derrota a la Emperatriz
  • (Oro) Arena Negra: Derrota al Dahaka - Final Secreto
  • (Platino) El Alma del Guerrero: Desbloquea todos los Trofeos

Prince of Persia: Las Dos Coronas

  • (Bronce) Mortal: Completa el juego en dificultad Fácil
  • (Plata) Assassin: Completa el juego en Dificultad Normal
  • (Plata) Principe Silencioso: Mata a 50 Enemigos con una Muerte Veloz
  • (Plata) Portador Doble: Mata 100 Enemigos usando un arma secundaria
  • (Plata) Guerror Oscuro: Mata 100 Enemigos con el Principe Oscuro
  • (Plata) Escalador de Montañas: Mata el Gigante
  • (Plata) Problema Doble: Mata los 2 Jefes
  • (Plata) Venganza: Mata al Visir
  • (Plata) Berserker: Destroza 200 Objetos
  • (Oro) Guerrero de Sombras: Completa el Juego en Dificil
  • (Oro) Carreras de Caballos: Completa todas las Carreras de Caballos
  • (Oro) Adepto del Tiempo: Obten los 6 Depositos de Arena
  • (Oro) Portales Sellados: Sella todos los Portales de Arena
  • (Oro) Saludable: Obten todas las Mejoras de Salud
  • (Oro) Poder de la Arena: Obten todos los Poderes de la Arena
  • (Oro) Coleccionista de Arena: Alcanza 10.000 Creditos de Arena
  • (Oro) Sepriente de Arena: Completa el juego sin morir
  • (Platino) Dos Tronos: Obten todos los Trofeos

Imágenes

POPT1.jpg
POPT2.jpg
POPT3.jpg
Prince of Persia Trilogy HD collection Imagen (1).jpg

Videos

Curiosidades

Prince of Persia: El Alma del Guerrero

En Prince of Persia: El Alma del Guerrero podemos conseguir 5 armas extras bastante graciosas, son las siguientes:

  • Palo de Jockey: En la Sala de Acceso, junto a la cámara de mejora de salud, mueve la palanca del centro una segunda vez y baja por los bloques de piedra. La encontraréis en el armero.
  • Osos de peluche: En la Torre Mecánica, en la parte media (en el pasado), veréis una cascada, debéis bajar por el hueco que hay y lo encontrareis en el armero.
  • Espada de luz: En las Cavernas, después de abrir la puerta, seguir por el sendero y llegaréis hasta un agujero, bajad y conseguiréis la espada.
  • Flamingo: En la Torre Vegetal (en el presente) en la zona de las balconadas, busca la plataforma debajo del resorte.
  • Puño de Rayman: En las Catacumbas, gira a la derecha por las escaleras y luego salta a la izquierda. Allí la encontraréis en el armero.

Enlaces de interés


  1. Anuncio Prince of Persia Trilogy: HD Collection Elotrolado 5-10-2010