[HILO OFICIAL] STAR WARS - The Book of BOBA FETT (Trailer) - Nueva Encuesta

Encuesta
¿Qué te ha parecido Bad Batch?
15%
3
40%
8
30%
6
5%
1
10%
2
Hay 20 votos.
Touché XD

Bromas a parte, yo firmaría eliminar la trilogía nueva de la faz del universo.
Yo soy también de los que se están revisionando la saga entera ahora y precisamente me toca ya la última trilogía. Las otras era ya la quinta o sexta vez que las revisionaba (bueno la de Rogue One y la de Han Solo eran la segunda vez), pero de la última trilogía va a ser la primera vez que las vuelva a ver desde que las vi en el cine.

Ya me extenderé cuando acabe y postearé aquí comentarios de cada una, pero de momento mis notas van así:

La amenaza fantasma 5,5
El ataque de los clones 6,5
La venganza de los sith 6,5
Han Solo 7,5
Rogue One 5,5
Una nueva esperanza 7,5/8 (no se si subirle ese medio puntito hasta el 8 por ser el origen de todo)
El imperio contraataca 7,5
El retorno del jedi 75

Mis notas en algunos casos han variado desde la última vez que las vi, ha habido un par de subidas gordas (El ataque de los clones y Han Solo) y alguna que ha bajado un pelín (La venganza de los sith)

Y estoy seguro de que el revisionado de la última trilogía también va a variar ya que al Despertar me da que la califiqué mejor por aquello de cogerla con ganas, a Los últimos jedi la califiqué bastante mal porque de entrada no me moló nada (y en estos casos suelo subir nota en segundos revisionados sabiendo ya a lo que voy) y El ascenso también me dejé llevar un poco por el espíritu del niño y por eso no me paré a mirarle en su momento ninguna costura. Así que preveo cambios (que además soy bastante dado a hacerlos ya que casi nunca le mantengo la misma nota a una peli con cada nuevo visionado, salvo en contadas obras maestras)
@Tito_Mel
En el ascenso hay costuras. Toda la peli es una costura


Ya nos dirás.
Para mí es la peor peli de la saga con diferencia. El VII era demasiado complaciente con los fans y el VIII todo lo contrario, pero al menos eran películas sólidas. El IX no hay por dónde cogerlo por ningún lado, hubiese preferido mil veces el guión preliminar que se filtró a lo que acabó siendo.
Me interesa esa nota del Despertar XD

Yo Rogue One la doy más nota, me parece una peli bastante entretenida.

El 8 tiene cosas buenas pero también cosas que me aburren bastante como todo el principio con el Luke estreñido, o toda la parte de Rose.

El 9 he intentado volver a verle y siempre le acabo quitando. Así que sólo le he visto entera una vez y me decepcionó mucho.

Las viejas ya ni me acuerdo, las ví hace ya tiempo.
Makankosappo escribió:Para mí es la peor peli de la saga con diferencia. El VII era demasiado complaciente con los fans y el VIII todo lo contrario, pero al menos eran películas sólidas. El IX no hay por dónde cogerlo por ningún lado, hubiese preferido mil veces el guión preliminar que se filtró a lo que acabó siendo.


Complaciente con un sector concreto de los fans, no con todos.
coyote-san escribió:
Makankosappo escribió:Para mí es la peor peli de la saga con diferencia. El VII era demasiado complaciente con los fans y el VIII todo lo contrario, pero al menos eran películas sólidas. El IX no hay por dónde cogerlo por ningún lado, hubiese preferido mil veces el guión preliminar que se filtró a lo que acabó siendo.


Complaciente con un sector concreto de los fans, no con todos.

No se puede ser complaciente con todos los fans. Lo que creo que quiere decir el compañero es que fue una película que no arriesgó, que fue a lo fácil y ya.
Tito_Mel escribió:Yo soy también de los que se están revisionando la saga entera ahora y precisamente me toca ya la última trilogía. Las otras era ya la quinta o sexta vez que las revisionaba (bueno la de Rogue One y la de Han Solo eran la segunda vez), pero de la última trilogía va a ser la primera vez que las vuelva a ver desde que las vi en el cine.

Ya me extenderé cuando acabe y postearé aquí comentarios de cada una, pero de momento mis notas van así:

La amenaza fantasma 5,5
El ataque de los clones 6,5
La venganza de los sith 6,5
Han Solo 7,5
Rogue One 5,5
Una nueva esperanza 7,5/8 (no se si subirle ese medio puntito hasta el 8 por ser el origen de todo)
El imperio contraataca 7,5
El retorno del jedi 75

Mis notas en algunos casos han variado desde la última vez que las vi, ha habido un par de subidas gordas (El ataque de los clones y Han Solo) y alguna que ha bajado un pelín (La venganza de los sith)

Y estoy seguro de que el revisionado de la última trilogía también va a variar ya que al Despertar me da que la califiqué mejor por aquello de cogerla con ganas, a Los últimos jedi la califiqué bastante mal porque de entrada no me moló nada (y en estos casos suelo subir nota en segundos revisionados sabiendo ya a lo que voy) y El ascenso también me dejé llevar un poco por el espíritu del niño y por eso no me paré a mirarle en su momento ninguna costura. Así que preveo cambios (que además soy bastante dado a hacerlos ya que casi nunca le mantengo la misma nota a una peli con cada nuevo visionado, salvo en contadas obras maestras)


Pues ya solo me queda el Episodio 9 para terminar el revisionado completo. Con la última trilogía de momento mantengo mis valoraciones. El 7 aceptablemente bien, el 8 bastante mal (de momento es el único que suspendo y eso que iba con la intención de verlo con los mejores ojos posibles para ver si esta vez lo podía aprobar).
Alpo escribió:Parece que finalmente Disney va a descanonizar la nueva trilogía (episodios VII, VIII y IX).


Es que es increíble que una serie haya conseguido todo lo que no fue capaz de hacer la nueva trilogía.
Atraer a nuevos espectadores manteniendo contentos a los antiguos fans, y conseguir vender merchandising a espuertas.
Arkziel escribió:
- Que un stormtrooper desertor que va de pringao de repente coja un sable láser y combata cual jedi, capaz de plantarle cara en combate al malo malísimo a pesar de que este tiene poderes y ha sido entrenado durante años. A tomar por culo todo el misticismo sobre los sables láser y el arduo entrenamiento que requiere su manejo.
De tropa de asalto básica a jedi, en unas escenas, no está mal.



Te respondo aquí porque el hilo del mongoloriano ya ha recibido offtopic para un año, pero...

La unidad de Finn había recibido entrenamiento para enfrentarse a los Jedi y armas creadas específicamente para enfrentarse a los Jedi... Como demuestra la escena en la que pelea contra un excompañero que usa una de esas armas y encima lucha mejor que él [carcajad] No hay que prestar mucha atención para notar esto.

Imagen

Y sí, planta en cara a un malo malísimo que ha sido entrenado durante años... Y que acaba de recibir un disparo de esto en el costado.

Imagen


Sobre lo otro que mencionas en el spoiler te doy la razón porque todo lo relacionado con el villano del Episodio IX es un sinsentido.
Pues hoy he visto Han Solo, es lo que tiene estar con covid en una fecha tan señalada, que se tiene que entretener uno con películas que están en el fondo de la lista de pendientes.
No la vi en su día, porque se estreno poco después del Ep. VIII de la cual salí indignado del cine del bodrío que era.
Pero bueno, despues de que el Ep. IX me pareciera mala pero entretenida y que The Mandalorian me haya gustado bastante, y despues de haber visto algún comentario positivo sobre Solo en este hilo, he decidido darle una oportunidad.
¡Y MENUDO BODRIO!
Enserio, menuda película más mala. Ron Howard se lo ha tenido que llevar calentito para permitir que se relacione está película con él. La película parece hecha en piloto automático, cumpliendo todos los clichés y tramas previsibles de Holywood. El diseño de los personajes es nefasto, solo se salva Lando, los diálogos son surrealistas.

Y un detalle, que no se si alguien más lo comparte conmigo, pero es una película que si no fuese por referencias a la historia de Han solo(El Halcón, Chewy, Corredor Kessel) en ningún momento me ha dado la sensacion de esta viendo una pelicula de Star Wars. Parecía una película futurística genérica. Irónicamente Rogue One, pese a no tener apenas referencias a la saga principal, si que consigue transmitir que estas viendo una película de Star Wars.

@Tito_Mel Mirate ese gusto cinefilo, porque poner Han Solo al mismo nivel que la triología original, y 2 puntos por encima que Rogue One, tiene delito. [toctoc] [toctoc]
A mí Solo me parece flojilla, y al no tener continuación me corta el rollo.
Va siendo hora de que hagan material con épocas antiguas, antes de la regla de 2 de los sith, y ver batallas multitudinarias jedi vs sith

Yo en particular estoy ya un pelín harto del período de tiempo "Skywalker", y para ese tiempo tienen el mandaloriano, que cubre otros aspectos de manera sobresaliente.
Malfuin escribió:
Arkziel escribió:
- Que un stormtrooper desertor que va de pringao de repente coja un sable láser y combata cual jedi, capaz de plantarle cara en combate al malo malísimo a pesar de que este tiene poderes y ha sido entrenado durante años. A tomar por culo todo el misticismo sobre los sables láser y el arduo entrenamiento que requiere su manejo.
De tropa de asalto básica a jedi, en unas escenas, no está mal.



Te respondo aquí porque el hilo del mongoloriano ya ha recibido offtopic para un año, pero...

La unidad de Finn había recibido entrenamiento para enfrentarse a los Jedi y armas creadas específicamente para enfrentarse a los Jedi... Como demuestra la escena en la que pelea contra un excompañero que usa una de esas armas y encima lucha mejor que él [carcajad] No hay que prestar mucha atención para notar esto.

Imagen

Y sí, planta en cara a un malo malísimo que ha sido entrenado durante años... Y que acaba de recibir un disparo de esto en el costado.

Imagen


Sobre lo otro que mencionas en el spoiler te doy la razón porque todo lo relacionado con el villano del Episodio IX es un sinsentido.


Gracias por la respuesta.

A lo mejor se me escapa algún detalle entonces sobre Finn. Eso que dices sobre su entrenamiento específico contra jedis, ¿lo mencionan en algún sitio o es una deducción en base a la escena que comentas para intentar darle una explicación?
No sé si se especifica en algún lado que es un adiestramiento específico contra jedis, en la peli desde luego no, pero en cualquier caso los soldados de la Primera Orden recibieron adiestramiento para utilizar armas cuerpo a cuerpo, y ahí entran los sables láser. Luego estará la finura con la que lo use cada uno, Finn desde luego parece ser bastante paquete con el sable.

Edit: para aclarar, que me ha quedado un poco ambiguo. No digo que los soldados de la Primera Orden estén entrenados para usar sables láser, si no armas cuerpo a cuerpo en general. Blandir un sable láser no debería de ser distinto en ese sentido, otra cosa es el tema de las posturas/estilos que enseñaban los jedi.

Que en Mandalorian tienes a...
una random dándole batalla a Ahsoka con un palitroque de beskar y ahí la gente compra.
Arkziel escribió:
Malfuin escribió:
Arkziel escribió:
- Que un stormtrooper desertor que va de pringao de repente coja un sable láser y combata cual jedi, capaz de plantarle cara en combate al malo malísimo a pesar de que este tiene poderes y ha sido entrenado durante años. A tomar por culo todo el misticismo sobre los sables láser y el arduo entrenamiento que requiere su manejo.
De tropa de asalto básica a jedi, en unas escenas, no está mal.



Te respondo aquí porque el hilo del mongoloriano ya ha recibido offtopic para un año, pero...

La unidad de Finn había recibido entrenamiento para enfrentarse a los Jedi y armas creadas específicamente para enfrentarse a los Jedi... Como demuestra la escena en la que pelea contra un excompañero que usa una de esas armas y encima lucha mejor que él [carcajad] No hay que prestar mucha atención para notar esto.

Imagen

Y sí, planta en cara a un malo malísimo que ha sido entrenado durante años... Y que acaba de recibir un disparo de esto en el costado.

Imagen


Sobre lo otro que mencionas en el spoiler te doy la razón porque todo lo relacionado con el villano del Episodio IX es un sinsentido.


Gracias por la respuesta.

A lo mejor se me escapa algún detalle entonces sobre Finn. Eso que dices sobre su entrenamiento específico contra jedis, ¿lo mencionan en algún sitio o es una deducción en base a la escena que comentas para intentar darle una explicación?


Hmmm creo que lo decía en algún material adicional de la época en la que salió la peli, pero tampoco me acuerdo bien y no tengo fuentes.

De todos modos tiene todo el sentido si piensas en el lugar en el que introducen a Finn: el lugar donde Poe consigue el mapa que lleva hasta Luke Skywalker. Kylo también estaba allí buscando a Luke o alguna pista de él, y por eso lleva con él soldados que puedan hacer mínimamente frente a un Jedi. Aunque contra Luke habrían sido carne de cañón si llegan a encontrarle realmente, claro XD
¿Otra vez con el tema de que Finn usa un sable laser? ¿Hay que recordar que un chico recién salido de Tatooine cuyo principal logro vital era ganar en una carrera de land speeder a sus colegas del pueblo coge un sable láser y en 4 días ya está matando bestias en Hoth y peleando contra Darth Vader? ¿Hay que recordar que el General Grievous usaba 4 sables laser a la vez?

"Pero es que Luke es sensible a la fuerza..."
Igual Finn también lo és. En ningún sitio se dice lo contrario. O igual es más fácil pensar que gente como Grievous (un puto droide) o Finn, o cualquiera es capaz de manejar un sable láser que a fin de cuentas, es un arma. Otra cosa es manejarlo mejor o peor, o poder hacer cosas especiales con el sable y sus cristales por medio de la Fuerza. Pero esgrimirlo con cierta pericia, eso lo puede hacer cualquiera.

"Pero la mística..."
Cuanto más va saliendo de SW, más se comprueba que la mística es solo eso, mística, superstición y cosas de las que la gente habla sin saber. Me gusta que en Mandalorian la gente no tenga ni puta idea de la Fuerza, ni de los Jedi, pero yo creo que si Mando o cualquier otro combatiente cogiera un sable láser, sabría manejarlo al menos a un nivel básico.
Bonus track: La mística en SW la mató su mismo creador al meter a los midiclorianos.
Ashenbach escribió:O igual es más fácil pensar que gente como Grievous (un puto droide)


De acuerdo en lo que dices salvo en esto:

https://www.youtube.com/watch?v=Xj49nsG4ruo

"I've been trained in your jedi arts by Count Dooku" :-|

Grievous es un kaleesh, por cierto, aunque tenga un montón de partes cibernéticas.
Franz_Fer escribió:
Ashenbach escribió:O igual es más fácil pensar que gente como Grievous (un puto droide)


De acuerdo en lo que dices salvo en esto:

https://www.youtube.com/watch?v=Xj49nsG4ruo

"I've been trained in your jedi arts by Count Dooku" :-|

Grievous es un kaleesh, por cierto, aunque tenga un montón de partes cibernéticas.


Soy viejo y mi memoria ya no es lo que era...tengo que revisionar las precuelas...aunque me da mucha pereza [+risas]

Es verdad, Grievous fue entrenado...pero bueno, con Luke ya se vio que cualquiera con muy poco entrenamiento ya puede usar un sable láser.
Ashenbach escribió:
"Pero es que Luke es sensible a la fuerza..."
Igual Finn también lo és. En ningún sitio se dice lo contrario. O igual es más fácil pensar que gente como Grievous (un puto droide) o Finn, o cualquiera es capaz de manejar un sable láser que a fin de cuentas, es un arma. Otra cosa es manejarlo mejor o peor, o poder hacer cosas especiales con el sable y sus cristales por medio de la Fuerza. Pero esgrimirlo con cierta pericia, eso lo puede hacer cualquiera.


Si no es canónico que Finn es sensible a la fuerza, poco le falta. No sólo por lo visto en el Ep. IX, sino por el especial ese de Navidad que sacaron, que a pesar de ser de Lego, supongo que alguna relación tendrá, porque básicamente
sale Rey intentando entrenar a Finn.

Pero vamos, que es lo que menos me preocupa, que sea sensible o no. De hecho con todo el desarrollo y desenlace de este personaje, sumado a la tirria que le he cogido al actor por sus bocachancladas recientes, hace que me sea bastante indiferente.
Ashenbach escribió:"Pero es que Luke es sensible a la fuerza..."
Igual Finn también lo és. En ningún sitio se dice lo contrario. O igual es más fácil pensar que gente como Grievous (un puto droide) o Finn, o cualquiera es capaz de manejar un sable láser que a fin de cuentas, es un arma. Otra cosa es manejarlo mejor o peor, o poder hacer cosas especiales con el sable y sus cristales por medio de la Fuerza. Pero esgrimirlo con cierta pericia, eso lo puede hacer cualquiera.


De hecho según JJ en el IX Finn es sensible a la fuerza xDDDD

Otro ejemplo de alguien que ni es jedi ni nada y que usa un sable es Pre Vizsla.
El mismo Moff Gideon, o Bo-Katan, han usado una espada láser sin ser presumiblemente sensibles a la fuerza
@Makankosappo O incluso Sabine es entrenada para manejar un sable láser en Rebels.
Como sabéis las últimas semanas he estado revisionando la saga Star Wars por orden cronológico y he ido dejando comentarios breves pero reservándome las críticas más en profundidad para el tocho gordo final en el que se pudiese ver el sentido global. Y aquí está finalmente. Me centraré en los productos live action ya que no soy tan fan como para meterme en las series de animación (de momento).

Respeto que otros piensen distinto y no voy a entrar en la típica bola de discusiones sin salida que genera a veces esta saga entre los distintos perfiles de fans. Esta es simplemente mi opinión y valoración de la saga por episodios tras haber visto todas en varias ocasiones.

Episodio I: La amenaza fantasma

Imagen

Luces y sombras en una entrega excesivamente vilipendiada

Un gran porcentaje de fans de la trilogía original llevan años atacando todas las películas posteriores de la saga básicamente porque son blockbusters de aventuras con todos los tics que eso conlleva como guiones poco profundos, personajes planos y estereotipados, diálogos infantiles, mucho gusto por compensar con fuegos de artificio lo que le falta al libreto, etc... Y no negaré que sean así. Pero es que, a ver, que la trilogía original ya era exactamente eso. Muchos dicen que Star Wars se ha disneyzado, pero es que Star Wars estaba disneyzado desde 1977. Lo único que ha cambiado es que muchos cuando vieron la trilogía original tenían 13 años, cuando vieron la segunda trilogía tenían 27 y cuando han visto la tercera tenían 37. Esa es la clave de todo este dogma de fe en el que la trilogía original es lo más grande que el ser humano haya creado y lo que ha venido después sean sacrilegios, blasfemias que han destrozado su santísima trinidad.

Yo no soy de esos, pese a pertenecer a la generación que, por edad, vio cada trilogía cuando todavía no existía la siguiente. Además, durante tantos años he hecho varios revisionados y sigo pensando que no hay una diferencia tan grande entre el techo alto de la saga y el suelo bajo de esta. Y en este caso nos ocupa la que sería el inicio de toda esta vorágine de Star Wars post-trilogía original. El origen de lo que para muchos es el gran destrozo y que para mi es simplemente una entrega más. Dividiría La amenaza fantasma en tres partes bien diferenciadas; la presentación de trama y personajes que dura los primeros 30 minutos, toda la parte central de Tatooine que dura 45 minutos y la parte final de Naboo que dura casi 1 hora. De esas tres partes, para mi hay una mediocre, una muy buena y una con largos tramos aburridos.

La presentación para mi es correcta sin más, aunque la penaliza bastante ese personaje insufrible que es Jar Jar Binks. En Star Wars siempre ha habido y debe haber alivios cómicos, como hay y debe haber en todas las películas de aventuras. Renegar de ello, como querrían muchos que se quieren tomar los blockbusters demasiado en serio, para mi es un gran error. Pero hay alivios cómicos mejores y peores, y Jar Jar es de los peores. Primero porque no hace gracia, segundo porque entorpece todo continuamente de una forma que acaba provocando que le cojas manía. Y luego por sus propias características físicas y léxicas, en mi opinión es un personaje mal diseñado. Y es el responsable de que esa fase de presentación quede algo lastrada.

Llegamos luego al nudo, a donde realmente esta trilogía nos quiere llevar, al origen de Darth Vader en su infancia en Tatooine. Este es el gran valor de esta película y de la trilogía en general. Siempre he dicho que para mi, de las tres trilogías, la que más y mejor tiene que contar por contenido es esta, la trilogía de las precuelas. Mientras que la trilogía original era un argumento de mera aventurilla y la tercera trilogía era eso pero de forma totalmente innecesaria y dejando ver una gran falta de ideas solo para poder explotar económicamente la marca, por contra esta segunda trilogía tiene todo el sentido de que exista ya que viene a desarrollarnos a los personajes como nunca antes habían sido desarrollados.

No existe ni en la primera trilogía ni en la tercera trilogía un desarrollo de personaje ni remotamente cercano al que se hace aquí de Anakin. Y en términos de contexto bélico en lo que es esa historia del universo político de Star Wars, también es la que más nos tiene que contar ya que narra la formación de todo ese conflicto y su desarrollo, mientras que la primera trilogía lo simplifica en un estadio final. Por todo ello esta trilogía es la que más peso argumental tiene de todas las que componen la saga. Luego se le podrán criticar otras cosas, pero para mi ese punto es evidente.

Volviendo a la parte central en Tatooine, para mi es de los segmentos que más me gustan de esta trilogía y podría decir que incluso de la saga en general. Y contiene además algunas escenas memorables como la carrera de vainas, todo un homenaje a la celebérrima escena de la carrera de cuádrigas de Ben-Hur. Además, en esta parte más sosegada es donde podemos disfrutar más de la presencia del Qui-Gon de Liam Neeson. También ayuda que durante todo este tramo se limite mucho la intervención de Jar Jar. Y, dicho sea de paso, creo que la elección de casting para este Anakin niño fue muy acertada (más que la del Anakin adulto).

Después de eso nos adentramos ya en el último tercio del film, que para mi es donde reside el mayor problema de esta película. Tiene momentos que me gustan, como al inicio el consejo jedi o al final el duelo a tres contra Darth Maul, aunque hay que señalar que este personaje que podría haber molado mucho al final acaba siendo un bluf muy decepcionante ya que se le saca poquísimo partido. Pero la gran traba es que el grueso de este último tercio es un larguísimo segmento de batalla que a mi se me hace pesado, donde no solo vuelven los gungan con Jar Jar a la cabeza sino que encima se le ve el cartón digital. Algún día habría que hablar del pésimo proceso de postproducción de este film que hizo que incluso en 2020 sea imposible remasterizarla debidamente, de manera que si te la pones en 4K se ve peor que películas de hace 70 años por su alarmante falta de detalle en texturas, contornos mal integrados, pérdida del grano, etc... Resumiendo; la última hora me pega un bajón grande para acabar el visionado con un sabor agridulce.

Ante la imposibilidad de saber si quedarme más con sus partes buenas o con sus partes malas, me decanto por hacer una media de los tres segmentos. A la presentación le doy un 5 apurado, a Tatooine le doy un 8 y a Naboo le doy un 3 (por las dos escenas antes comentadas, si no le daría un 1). Media de poco más del aprobado para una película con grandes defectos pero que tiene razones de sobra para no ser tan mal calificada como muchos vienen haciéndolo desde su estreno.

Nota: 5,5

Episodio II: El ataque de los clones

Imagen

Empieza y acaba genial, pero le pesa la fallida trama amorosa

Esta ha sido la mayor sorpresa de mi enésimo revisionado de la saga (algo que hago cada 5-6 años aprox). La había visto ya varias veces y siempre me había resultado un peñazo insoportable. La he tenido catalogada siempre como el peor episodio con diferencia. Y esta vez, no se si es que se han alineado los planetas, pero no solo le doy el aprobado que jamás le había dado sino que, de hecho, me ha parecido incluso una entrega bastante aceptable y puede que la más compensada de la trilogía de precuelas.

Quizá nunca la había mirado bien por el hecho de que puede ser la entrega que menos momentos míticos de la saga contiene. En ese aspecto es una película que para el espectador puede quedar un poco huérfana de postales icónicas de esas que se graban en la retina del fan de culto. Probablemente si le preguntas a un fan que te diga alguna escena memorable de El ataque de los clones con respecto a la saga Star Wars, como no la haya visto recientemente es posible que no sea capaz de recordar ninguno. Pero me he dado cuenta de que he, o hemos, pasado por esta película con cierto desdén que nos ha impedido ver que, si te fijas, sí que tiene buenos ingredientes.

Otra cosa que condenó un poco la película en su momento fue el ser la entrega dedicada a sembrar la historia de amor entre Anakin y Padme, algo que a la mayoría de espectadores potenciales de un scifi de aventuras pues no es precisamente lo que más les puede apetecer. Y en eso yo me incluyo y comparto que esos momentos telenovelescos cargantes son lo peor y más aburrido de la película. La gente ya venía un poco mosca de La amenaza fantasma porque "les habían robado la magia" (algo que ni entiendo ni comparto) y se encontraron con una peli sobre amores adolescentes.

Pero si le damos otra oportunidad (en mi caso 3 o 4 oportunidades) y somos capaces de ver más allá de eso, podemos ver que en esas más de dos horas de metraje hay también una película de aventuras muy bien compensada. Para empezar, me encanta ese primer tercio en Coruscant con un toque de cine negro detectivesco donde Obi Wan y Anakin deben investigar quien está tratando de eliminar a la princesa. En el tercio central, esa trama se bifurca; Obi Wan es quien sigue el curso de la investigación, mientras Anakin se adentra en la trama romántica con Padme. La segunda bifurcación hace que todo ese nudo central resulte algo tedioso cada vez que estos dos están en pantalla, pero el primer hilo narrativo con Obi Wan haciendo de detective mantiene el interés.

En el último tercio se remonta el vuelo con dos escenas de acción totalmente distintas que para mi son top de la saga; primero la secuencia en esa especie de arena romana de monstruos en Geonosis que desemboca en la primera batalla que inaugura la guerra por el poder de la galaxia (como dice Yoda: "la guerra clon empezado ha") y luego ese duelo a sables y fuerza entre Anakin, Obi Wan, Dooku y Yoda, ahí es nada, 4 de los jedi más poderosos de la saga. Pienso que muy poco valorada está esa escena en el top de momentos de lucha de Star Wars. Para mi es creme de la creme. Todo eso junto hace que esta película tenga uno de los mejores tercios finales de toda la saga.

Aparte de eso me gustaría destacar la banda sonora de John Williams que creó temas maravilloso exclusivos para esta película. Visualmente también creo que es una de las películas donde hay mejor tratamiento fotográfico, de composición de colores, pese a que se note el exceso de digitalización. Sobre las interpretaciones, Star Wars nunca ha sido un lugar donde encontrar grandes performances y aquí se criticó mucho la elección de Hayden Christensen, aunque a mi nunca me pareció tan grave. Prefiero quedarme con que Ewan McGregor hace un Obi Wan mucho más sólido que el que hizo en La amenaza fantasma.

En definitiva, una película que tiene uno de los mejores arranques y también uno de los mejores finales de la saga, que le penaliza que en medio haya más de una hora donde gran parte se dedica al romanceo pasteloso, pero que en global queda compensada y ofrece alicientes de valor para el fan que este dispuesto a pasar por alto ciertos detalles. De hecho, si ese tercio central estuviese mejor, estaríamos hablando de una gran película scifi de aventuras.

Nota: 6,5

Episodio III: La venganza de los sith

Imagen

Da lo que uno espera que de, ni más ni menos

Para mi, y para la mayoría, esta había sido siempre la mejor entrega con diferencia de la trilogía de precuelas. En mi último revisionado esa percepción me ha cambiado un poquito. Puede que siga siendo la mejor porque es la que tiene los mejores y más míticos momentos de esa trilogía, pero empiezo a verle las costuras en bastantes ocasiones.

Está claro que a todos nos nubló el anhelo de llegar a este punto de las precuelas donde por fin veíamos a Anakin convertirse en Darth Vader. Pero cuando le das un par de vueltas te das cuenta de que, aunque el fondo esté perfectamente construido (algo que no es mérito exclusivo de esta entrega sino de toda la trilogía), la forma deja un poco que desear.

Mi principal problema con esta película ahora que la veo por ¿cuarta? vez es que el guiso que se venía cocinando a fuego lento durante dos películas y media, de repente se emplata apresuradamente a la mitad de esta película. Y eso que se toman casi una hora previa de arranque para marear la perdiz. Queda demasiado forzado y hasta ridículo el cambio tan exagerado, del blanco al negro, que pega Anakin en determinado momento. Que las decisiones se comprenden, pero que bien podría haberlo hecho sin esa verbalización tan servil con la que pasa, en cuestión de minutos, de hablarle con valentía a Darth Sidious a decirle "Oh, mi amo, soy tu esclavo, haré todo lo que pidas...". Una cosa es doblegarse al lado oscuro y otra convertirse en el patético bufón del emperador. No va en el carácter impetuoso del Anakin que nos han venido cocinando.

Otro ejemplo es cuando empieza a enfrentarse a todos ya sin ningún tipo de razón detrás. Vemos a un Anakin que no es malo porque la situación le lleva a serlo sino que es malo por ser malo, no es un tipo forzado a hacer maldades por un objetivo mayor. Todo el camino que debía sostener esos actos se pierde y solo queda un malo esquizofrénico caricaturesco que me cuesta mucho creerme porque no es coherente con su arco de personaje. Ha llegado hasta ahí por un motivo y al final todo eso se tira a la basura sin sentido, o con el único sentido de poder mostrarnos a un malo maloso de guiñol.

No soy de los que bajan nota a una película porque tenga detalles poco creíbles como que el héroe consiga cargarse a los malos estando en inferioridad, porque no veo aventuras de ciencia ficción para fijarme en eso sino para emocionarme y divertirme. Y esos detalles no impiden ni la emoción ni la diversión. Pero es distinto cuando las incoherencias son a nivel dramático, cuando un personaje se ve fuera de la coherencia individual que se le ha marcado a lo largo de su desarrollo. Eso sí me puede sacar de una película porque dificulta sentir lo mismo por un personaje que con eso ya no está siendo el mismo. Y más cuando ese viraje es a peor, porque si es para mejorarlo, para darle una nueva dimensión a un personaje que era plano, pues mira... Pero si es para limitarlo... También influye mucho el tono de la historia, ya que no me molesta en el mismo grado ese tipo de incoherencias cuando estamos ante una historia de tono divertido con intenciones superficiales que ante una de tono sobrio que pretende tomarse más en serio. De ahí que le deje pasar más esas cosas a una entrega del primer tipo (El retorno del jedi, El despertar de la fuerza...) que a una del segundo tipo (La venganza de los sith, Los últimos jedi...).

Pero si omitimos esos tropezones, hay que reconocer que Lucas nos ofrece su plato de espíritu más gourmet desde El imperio contraataca. Se esfuerza por mantener un pulso comedido que no se le vaya de las manos ni hacia el culebrón ni hacia el blockbuster de acción. Se reserva para esta última entrega algunas de las escenas que mejor imagen dan de él como director y como guionista, desde el momento del "Así muere la libertad, con un estruendoso aplauso" hasta el duelo entre maestro y padawan, entre jedi y sith. Pero, de todas ellas, sin duda para mi, la mejor es la escena del palco en la ópera donde Palpatine comienza a envenenar la mente de Anakin con argumentos sibilinos (y es que para mi la verdadera estrella de esta entrega es Ian McDiarmid como villano en la sombra, es su personaje el que realmente engrandece esta película). Ahí estamos ante uno de los momentos con mejor regusto cinéfilo de la saga y recordamos que hubo un tiempo en que Lucas fue un talentoso cineasta y no solo un tipo con gran ojo para la mercadotecnia.

Y eso permite cerrar con solvencia este pack de precuelas que fueron excesiva e irracionalmente despreciadas pese a ser, en mi opinión, una trilogía digna y necesaria. Aprovecho también para hacer una reflexión sobre la situación y contexto de esta trilogía en la saga. La valoro mucho por ser la que yo considero que tiene más y mejor desarrollo tanto de personajes como de tramas (la original es más simple en esos aspectos y la tercera trilogía ya ni te cuento). Pero no le puedo dar más nota a ninguna película de esta trilogía porque le falta algo que sí tienen las otras dos; y es que con ninguna de estas tres me lo paso pipa, cosa que sí me ocurre con un par de las originales, un par de la última trilogía e incluso con algunos spinoffs. Y eso que, bajo la lupa, varias podrían parecerme peores películas. Con estas me lo paso bien, pero moderadamente. La diferencia es nimia, pero lo justo para dar un puntito más o menos. Es el handicap de un blockbuster tomándose demasiado en serio a sí mismo. Aquí se ofrece mucho más poso que en cualquiera de las otras pero tampoco es que sea una obra destacable en ello si la sacamos del ecosistema Star Wars. Se queda en ese medio camino de "ni me llegas a ofrecer un fondo muy profundo e interesante ni tampoco me estás aportando un entretenimiento que me haga pasarlo teta". Aprueba en los dos, pero no sobresale en ninguno. Así que yo abogo por darle a esta trilogía mucho más merito y valor del que le han dado tradicionalmente, bastante más. Pero tampoco voy a negar que me lo paso un pelín mejor con otras.

Nota: 6,5

Han Solo: Una historia de Star Wars

Imagen

Un divertidísimo western de piratas espaciales injustamente tratado

Modifico mi primera crítica de esta película, que realicé tras verla en el cine. Ahora, en un segundo visionado en Disney+ se solventa el principal problema que me impidió disfrutar en condiciones de ella en el cine. Ya comenté en su día que me resultaba difícil valorarla porque hubo un problema con el calibrado de los proyectores que provocaba que en muchas salas no se viese casi nada el 80% del tiempo por la falta de color y definición, algo de lo que incluso se quejó públicamente Bradford Young, el director de fotografía, denunciando que no se estaba exhibiendo la obra tal y como él la había creado. A mi me tocó una de esas salas malas y mi experiencia fue como ver un screener pirata de la más baja calidad y eso te puede destrozar una película.

Ahora que he podido ver la obra en condiciones, la experiencia cambia y mucho. Es cierto que al problema de las salas tampoco ayudó la apagada apuesta fotográfica de Young, basada en tonos mate, huyendo del color y de la luz, con la que sigo sin estar del todo de acuerdo. La veo bien para ciertos momentos, pero no para hacer casi toda la película así. Aunque en una televisión 4K mejora mucho visualmente el tema de la nitidez y el color. Es una película para la que es vital verla en las mejores condiciones visuales.

El otro problema que tenía con esta película era que el primer encuentro con un Han solo que no fuese Harrison Ford chocaba demasiado, al punto de sentir que no estás viendo al verdadero Han Solo. No me pareció que Ehrenreich fuese una buena elección de casting en su momento. Ahora no lo veo tan mal, creo que el chico forja su propio Han Solo, uno distinto al de Ford, pero que no por distinto es peor. De hecho, al revisionar esta película junto con el resto de la saga me he percatado de que, sobre el guion, me parece mejor escrito este Han Solo que el de la trilogía original. Este Han tiene bastante más profundidad y más virtudes. Es que el original era un personaje bastante bobo y limitado. Lo que ocurre es que el carisma de un icono como Harrison Ford no se puede comparar al de Ehrenreich. Pero lo dicho, en un segundo visionado, sabiendo lo que hay, lo ves con mejores ojos.

Y, adentrándonos ya en la historia, nos encontramos ante un scifi de aventuras centrado en el mundo de los mercenarios que en mi opinión tiene todos los ingredientes y en la justa medida para funcionar perfectamente como vehículo de entretenimiento. De hecho, estos días que he estado revisionando las 11 películas de la saga, debo decir que con la que mejor me lo he pasado de todas es con esta. Y eso son palabras mayores. Es que me ofrece todo lo que necesito para pasármelo pipa con una peli de este tipo. Tiene personajes bien diferenciados que hacen buenos tandems con el resto y están interpretados con cierta particularidad (me gusta el mercenario ni bueno ni malo de Woody Harrelson, el Lando presumido y sexualmente indeterminado de Donald Glover, el villano bipolar de Paul Bettany...), tiene diálogos divertidos y mordaces, tiene un ritmo muy constante que equilibra bastante bien los tempos de la acción, el drama y la comedia, tiene guiños al lore que dejan bastante satisfecho a los que van esperando ver el origen de la amistad con Chewbacca, del Halcón Milenario, de la rivalidad con Lando, etc... Todo funciona en este western galáctico con reminiscencias al Star Wars de Lucas, al spaghetti de Leone, a las historias de piratas de Robert Luis Stevenson y que da como resultado una experiencia de blockbuster muy similar a la divertidísima Guardianes de la galaxia (que para mi sigue siendo la peli más disfrutona de Marvel).

Es una pena que ciertos agentes externos (el conflicto de que los fans aceptasen a un Han Solo que no fuese Harrison Ford, el problema de los proyectores, el desgaste de ser la cuarta peli de Star Wars estrenada en poco más de 3 años y viniendo de un amplio descontento de los fans con las anteriores entregas, una mala campaña de marketing influida por una producción caótica que sufrió el despido de sus directores -la empezaron los rebeldes Phil Lord y Chris Miller y la acabó el director de encargo Ron Howard- y creó un halo negativo sobre lo mal que pintaba el proyecto antes de que se estrenase, etc...) convirtiesen en fracaso una película que tiene el aroma de los mejores clásicos de aventuras. Pero ya han quedado atrás todas esas influencias negativas y es el momento de darle una nueva oportunidad a una cinta que lo merece. Y que no se me malinterprete, no quiero poner a Han Solo como el nuevo Indiana Jones, solo trato de reivindicar lo que considero justo y no me parece justo que este film se quede con ese estigma de película fallida. Es obvio que no es un peliculón, al fin y al cabo no deja de ser lo que es; un blockbuster para desconectar, no sería realista pedirle los más altos estándares artísticos. Pero no os propongo más que coger un cubo de palomitas y pasarlo teta con una película que mantiene el tipo de principio a fin sin desfallecer en ningún momento.

Nota: 7,5

Rogue One: Una historia de Star Wars

Imagen

Funcional pero sin demasiado encanto

En mi opinión una película algo sobrevalorada por el fandom debido a que salió en un buen momento aprovechando el impulso del comienzo meses antes de la tercera ola de Star Wars con el Episodio VII y también porque jugaba un poco a ofrecer un espectáculo con las esencias de El imperio contraataca; cierto toque de sobriedad y de aventura madura y presencia de muchos guiños a la parte militar del lore. Hay un gran nicho dentro de los fans de Star Wars que lo que más les gusta es eso (no en vano siempre se ha comentado que gran parte del fandom no es fan de la saga sino solamente de El imperio contraataca).

El tema es que yo nunca he pertenecido a ese mayoritario grupo que abandera que El imperio contraataca es lo mejor de la saga con diferencia y para mi hay varias entregas que, con otro estilo, dan un nivel similar. Y tampoco soy de los que disfrutan con la parte bélica de Star Wars, con lo que las películas de la saga que incluyen secuencias larguísimas de batallas, en especial batallas aéreas, se me hacen un poco bola. Y el último tercio de Rogue One, desde la llegada a Scarif, son 40 minutos de eso. Que oye, luego ese final, que debe ser el menos facilón de la saga, tiene su valor, pero una cosa no quita la otra. Eso sí, ya digo que para los amantes de la parte militar del universo Star Wars debe ser una delicia porque Rogue One no deja de ser una reproducción de formatos del cine bélico dividido en dos partes, formación del equipo y misión suicida, como Doce del patíbulo o El desafío de las águilas (salvando las distancias, claro).

En la hora y media anterior a eso, tenemos una entrega más o menos convencional de lo que viene siendo una película de Star Wars (quizá con menos carga cómica, algo que el perfil de fan antes comentado suele valorar bastante porque le gusta tomarse estas cosas más en serio, pero en lo que yo como espectador de películas de aventuras no suelo estar de acuerdo). Tanto trama como personajes ofrecen lo justo para que no se diga que es un film hueco pero tampoco un film con demasiado interés. Ninguno de ellos me resulta especialmente atractivo de igual forma que nada de lo que sucede me importa demasiado, ergo mi emoción y diversión es moderada. Es una película que se deja ver, que en el aspecto funcional es gama media de Star Wars, pero que no me hace vibrar.

Nota: 6

Episodio IV: Una nueva esperanza

Imagen

No es la mejor película, pero puede ser la más grande

Es complicado hacer una crítica de algo que no es solo una obra sino un fenómeno. Difícil saber qué valorar y hasta donde. Vi esta película por primera vez hace unos 30 años y desde entonces la he revisionado muchas veces. La impresión ha ido cambiando y también la experiencia del visionado. No me considero un fan de Star Wars, aunque veo sus películas con agrado. No admiro sus personajes ni sus historias, pero les tengo cariño. No me enamora ninguna de sus entregas, pero disfruto con la mayoría de ellas.

Lo que más me llama la atención de todo esto es cómo el amigo Lucas consiguió convertir en oro tal mejunje de frikadas. Se crió viendo ciencia ficción de serie B como Flash Gordon, el cine de samuráis de Kurosawa, los westerns de John Ford, las aventuras clásicas de Errol Flynn, películas bélicas de aviación... Cogió todo eso, lo mezclo con algunos libros y comics que había leído (sonoras fueron las quejas de plagio del autor de Dune y del de Valerian), lo pasó por un filtro de reinterpretación (recomiendo ver La fortaleza escondida e ir comprobando cómo todos y cada uno de los elementos han sido trasladados a equivalencias futuristas) y de todo ello sacó el germen del mayor universo expandido que jamás se haya conocido en la ficción. Una película con importantes carencias a nivel cinematográfico pero incontestable como producto comercial.

En todos los aspectos del film (artístico, técnico y narrativo) hay luces y sombras. En la parte artística el trabajo más destacable reside en la icónica partitura de un John Williams que iba a convertirse en el mesías de la música para cine. Sin embargo, las interpretaciones, como será siempre habitual en la saga, van desde lo limitado de Ford o Hamill al piloto automático de sir Alec Guinness. El acierto sería del casting al elegir actores que, por mera presencia, aportaban a sus personajes el aspecto que necesitaban.

En la parte técnica lo mismo, tenemos por un lado una labor en montaje, diseño de producción, sonido y sobre todo efectos visuales que para la época eran muy destacables, mientras que la fotografía de Gilbert Taylor no resulta muy inspirada (no extraña que fuese de los pocos del equipo técnico que no repitió en las siguientes).

Y en el aspecto narrativo, igual, una de cal y otra de arena. Si bien Lucas sabe qué teclas debe tocar para sugestionar al espectador y hacerle vibrar, no es menos cierto que el guion, además de ser poco original, deja a las claras que no hubo demasiada preocupación por dotar de mayor poso ni a la historia ni a sus personajes. A Lucas le interesaba la forma más que el fondo y puso toda su atención en montar un engranaje de ejecución perfecta, pero que estaba hueco por dentro. Un vacío que intentaría llenar en posteriores episodios.

El asunto es que Star Wars no es solo una película, es una cultura. Y si fuese solamente una película, sería una película que cambió el cine y la industria (para bien o para mal). Esta película puede ser la que mas cinéfilos ha creado en más de un siglo de celuloide. Para toda una generación fue el inicio de su amor por el séptimo arte e incluso también por otros medios, como la literatura, en los que buscaban historias parecidas. El valor de eso a nivel histórico es enorme y puede que suficiente como para justificar la etiqueta de obra maestra para una película que, por sus cualidades artísticas, estaría bien sin mas.

Pero yo, sin dejar de tener eso en cuenta (y servirá para que le de un plus en la nota), opto por hacer una valoración más enfocada en las bondades de la película por sí misma, sin el ruido de alrededor, porque quiero que también sirva a los neófitos. Porque hay mucha gente que la ve ahora, por primera vez, sin el cultismo y sin el contexto histórico, y dice "Pues no es para tanto". Y es verdad, no es para tanto.

Y menos hoy en día, ya que el cine blockbuster de aventuras scifi es de los que más ha evolucionado en cuanto a tempo narrativo, montaje, postproduccion, etc... Handicaps que, en un película de ese estilo, hacen que lo que en 1977 era la pera limonera, que hacia salir a la gente del cine flipando y marcando un antes y un después en sus vidas, ahora puede ser una experiencia que se quede bastante lejos de todo aquello.

Lo malo que tiene apostarlo todo a elementos formales es que cuando se te caen los años encima no puedes decir que la película conserva un mensaje reflexivo, que el guion aún es original, inteligente o ingenioso, que los personajes siguen siendo complejos e interesantes... Star Wars no tiene nada de eso, era una película de forma y no de fondo. Y cuando las formas dejan de acompañar se ve mas el cartón al fondo. Supongo que será lo que le pasa a gente como Jon Kortajanera o Cristina Pedroche cuando envejecen.

Pero es justo añadir que cada obra hay que valorarla en su tiempo. Sería absurdo decir que Pelé no es uno de los mejores jugadores de la historia porque no se iría de ningún defensa actual. Aunque es cierto que hay obras por las que parece que pasa el tiempo más que por otras y si una critica va de servir de información para que el potencial espectador se haga una idea, esto es un detalle que hay que comentar.

Y que nadie se asuste, esta película se sigue conservando aceptablemente bien y su visionado sigue siendo perfectamente disfrutable. Aunque me parece lógico que, si el objetivo de la franquicia es crear nuevos fans, hayan querido hacer renovaciones con nuevas trilogías. Proyectos muy despreciados pero que, si dejamos atrás el componente nostálgico, comprobaremos que no están tan lejos de estas originales ya que ni las modernas son malas películas de aventuras especiales ni las antiguas son obras del séptimo arte insuperables, como un análisis deja ver. El conjunto de productos Star Wars publicados hasta la fecha conforma un pack sólido de ópera espacial, unos con un tono y otros con otro, pero siempre dentro de una línea más o menos similar tanto de estilo como de nivel. A partir de ahí, cuestión de gustos.

Nota: 7,5+

Episodio V: El imperio contraataca

Imagen

En muchos aspectos es la mejor, pero no es con la que más disfruto

La principal atracción del episodio V y motivo por el que es el favorito de los fans es porque es la entrega con mayor contenido de culto sobre el universo de Star Wars: aparecen por primera vez personajes ya míticos como Yoda, el Emperador, Lando Calrissian o Boba Fett, suceden eventos esenciales para el lore como la revelación del origen de Luke y Vader, se profundiza en las características de la fuerza y de los jedi, se añaden elementos ya célebres como la congelación en carbonita, los tauntaun, el vehículo de combate AT-AT que decora la mayoría de estanterías frikis desde hace 40 años, etc...

El problema es que, pese a que la película está mostrando escenas con detalles míticos continuamente una tras otra durante sus más de dos horas de duración, no se libra de una cierta sensación de narrativa aletargada. Tiene un enfoque muy militar, casi se podría decir que es género bélico en el espacio, aunque no tanto por batallas (ya que solo tiene una al inicio) sino por trama y estrategia. Pero muchos momentos están destinados únicamente a alimentar el lore (no en vano es el episodio que utiliza Lucas para que lo que se inició tres años antes con una peli de aventurillas espaciales se convirtiese en todo un universo extendido que ha dado para multitud de películas, series, comics...), su autor sacrifica diversión en pro de lo enciclopédico y eso obstaculiza un poco el ritmo.

Lo bueno es que va de menos a más. El último tercio no solo es el que contiene los mejores momentos a nivel guión sino también a nivel visual ya que probablemente es el techo de la saga en cuanto a factura técnica, dejándonos ver lo mejor de Lucas, de Kershner y sobre todo del operador de fotografía Peter Suschitzky (que luego sería el fotógrafo habitual de un amante de la elegancia visual como David Cronenberg). El gran trabajo de este y el mastodóntico diseño de producción hacen posible que el aspecto visual de esta entrega sea uno de los grandes valores de la película, dejándonos para la memoria una genial y diversa ambientación desde lo colorido hasta lo tenebroso, desde el sistema helado de Hoth a los bosques de Dagobah pasando por la metrópoli crepuscular de Bespin. Un trabajo laborioso y exquisito.

Merece destacar también los nuevos arreglos de John Williams, lo bien llevado que está el "mal necesario" que era la trama romántica, ofreciendo un ligero y divertido choque entre una mujer con carácter y un sinvergüenza (y haciendo que a su lado palidezca ese pasteleo plomizo que fue la trama romántica de Anakin y Padme en las precuelas), también tenemos a un auténtico Vader temible (el de la primera película del 77 no llegaba a esto), etc...

En resumidas cuentas, una space opera que si la valorasemos por piezas sería posiblemente la mejor pero que en un sentido global tiene algunas limitaciones en el motor que le condicionan el ritmo de carrera lo suficiente como para dejarme una sensación agridulce. La sensación de que tiene muchos momentos y elementos memorables, pero que como película de aventuras espaciales no me funciona tan bien como otras entregas de la saga. Puede que contenga motivos para decirse que es la mejor, pero también tengo motivos para decir que no es con la que más disfruto.

Nota: 7,5

Episodio VI: El retorno del jedi

Imagen

Un desenlace que sí está a la altura de sus dos antecesoras

Si hay algo en lo que la mayoría de la gente está de acuerdo sobre la trilogía original de Star Wars es que El imperio contraataca es la mejor y El retorno del jedi la más floja. Pues bien, aquí uno que nunca ha estado de acuerdo y que tras la enésima revisión de la saga sigo pensando lo mismo pese a ser un cinéfilo bastante abierto a cambiar de parecer en los revisionados.

No entro en cual es mejor o peor (y es que tampoco veo unas grandes diferencias de nivel entre las distintas entregas), pero sí diré que a mi El imperio contraataca es la que más me aburre de las tres y El retorno del jedi la que más disfruto, dentro de que, como digo, todas las entregas me parecen de un nivel similar, punto arriba, punto abajo.

Mi argumento principal para sostener esto se resume en una palabra: emoción. El retorno del jedi es la entrega con más acción, pero no se trata de acción sino de emoción. Puede haber mucha acción y aburrir, al igual que poca acción y emocionar. Aquí hay mucha acción y emoción. En el Episodio V había muchas escenas míticas, pero en general es una película que no me emocionaba. En este Episodio VI se pierde cierta sutileza, tiene un estilo más mundano incluso notándose en lo visual donde se pierde elegancia en pro de los láseres y las explosiones. Pero me emociona no por eso sino porque lo que sucede me hace vibrar más.

No obstante, debo reconocer que para mi El retorno del jedi tiene dos partes muy diferenciadas. El primer tercio con el rescate de Solo y los otros dos tercios de metraje que son ya pura guerra rebelde contra el imperio. El rescate no llega a 40 minutos mientras que luego queda una hora y media más de película que disfruto un pelín menos. Pero es que esos 40 minutos del rescate de Solo son probablemente mi segmento favorito de toda la saga compuesta hasta ahora por 11 películas. Quizá sea la parte de Star Wars que más está grabada en mi memoria cinéfila desde pequeñito; el palacio de Jabba, la banda de Max Rebo, el Rankor, la Leia esclava, el Luke badass, el Han ciego, la barcaza, el Pozo de Carkoon, el Sarlacc, Bobba Fett en acción, etc... Y claro, eso le da mucho valor a esta entrega para mi.

Por contra, nunca he sido fan de las largas escenas de batallas, me aburren, y aquí los dos últimos tercios en Endor son esencialmente batalla, pero está llevada con muy buen ritmo y alternando bastante bien los distintos escenarios y personajes, de modo que no se me hace cuesta arriba. También se le ha criticado mucho a esta película ser facilona e incluso infantil sobre todo utilizando el truco barato de comparar los momentos maduros del Episodio V con el mero hecho de que aquí salgan osos de peluche (ewoks).

Pero a ver, si le quitas los ewoks esta peli no tiene nada de infantil que no tengan cualquiera de las otras entregas (y podría ser peor, ahí están los gungan del Episodio I). Y en cuanto a lo facilón, hay que entender que estamos ante un final de trilogia, final de guerra, final de desarrollo de personajes... No se qué esperan algunos pero es obvio que todo lo que ocurre es lo que tiene que ocurrir, ninguna otra cosa tendría sentido ni funcionaría. Claro, a mi también me gustan otras cosas, pero las busco en otros sitios. Porque esto es un blockbuster, no es un drama de personajes ni un thriller de tramas rebuscadas, esto no es El crepúsculo de los dioses ni Testigo de cargo, esto es Star Wars. Es hora de cerrar, de cantar el closing time, de reunirse para disfrutar el último baile y luego abrazarse y despedirse.

Porque sencillamente cada parte de una historia tiene un cometido y unas características; no es lo mismo una presentación, que un nudo, que un desenlace. Hay gente que prefiere los nudos y por eso les encantan las segundas partes de las trilogías. Yo soy de los que suelen preferir las presentaciones por su frescura y porque me encantan las buenas escenas que nos definen rápidamente qué podemos esperar de un personaje (como en el Episodio IV la de la cantina en la que se nos presenta a Han Solo) y por eso disfruto más que otros las películas de orígenes. Pero dejando aparte de lo que cada uno disfrute más, hay que asumir que esto es un desenlace y, teniendo en cuenta el tipo de producto, es como debe ser.

Despreciar a una película por ello, como se ha hecho durante décadas, me parece tan ridículo como hacerlo porque salen ewoks. Es como ver Jungla de cristal y criticarla porque McClaine se cepilla a un comando de terroristas y encima descalzo; "Es una película de Bruce Willis, ¿qué esperas? Es para desconectar el cerebro y disfrutar". El retorno del jedi es una pieza al mismo nivel que sus dos antecesoras y un desenlace a la altura como lo fue la presentación en Una nueva esperanza y el nudo en El imperio contraataca. Para mi, las tres son igual de buenas, solo que cada una responde a unas necesidades diferentes en la narrativa de la saga y por ello tienen características distintas y a partir de ahí ya es cuestión de gustos y preferencias personales.

Nota: 7,5

The Mandalorian

Imagen

Una serie de otro tiempo

Antes de hablar de un producto de Star Wars conviene definir lo que para cada uno es un producto de Star Wars. Porque se ha convertido casi en una religión y con distintas ramas que discuten entre ellas por sus particulares dogmas de fe a la hora de concederle a un producto Star Wars la etiqueta de aprobación. Para mi, que soy menos ortodoxo y también menos practicante, un buen producto Star Wars es aquel que, renunciando a tomarme en serio ciertos elementos o complejidades de guion en pro del entretenimiento, me ofrece un blockbuster con tono de aventura ligera que combina bien diálogos y gags divertidos con escenas de tensión, así como algún momento emocional, especialmente ligado a guiños al lore (vamos, lo que hoy en día llamamos fan service), envuelto en una grata experiencia audiovisual. No pretendo sacar más de eso de un producto Star Wars y cuando se ha intentado no me ha funcionado porque, al final, un producto Star Wars da para lo que da.

The Mandalorian es exactamente eso. Y por ello me enganchó desde el primer minuto. Para mi el piloto es fácilmente uno de los mejores de la historia de la televisión. Lo tiene todo. Te comienza una historia con mucho potencial de desarrollo a la larga y lo hace presentándote un personaje que, sin necesidad de enseñar el rostro, ya demuestra su carisma, una suerte de mercenario a lo Clint Eastwood en la trilogía del dólar de Sergio Leone, y es que esta serie es básicamente un western espacial (consigue mejorar en este sentido el concepto que intentaron en la peli de Han Solo).

Además, consigue algo que es muy difícil, que es tener un ritmo narrativo alto en el que continuamente están pasando cosas, lo que hace que la serie resulte de lo más entretenido que te puedes echar a la cara en ficción moderna y a la misma vez no renunciar al buen gusto estilístico, a la elegancia a la hora de contar una historia. Es como si la hubiese cocinado un maestro del tempo, sabiendo perfectamente cuando y cada qué tiempo debe introducir cada ingrediente. Y, para tener de crear el producto perfecto para los fans, a todo eso le añadimos que visualmente es una delicia debido al mimo por diseñar un universo y un ecosistema muy similar al de la trilogía original de hace 40 años años, que era mucho más artesanal que las posteriores secuelas y precuelas basadas en una digitalización excesiva y artificiosa. Por ejemplo, Baby Yoda es más veces Animatronic (marioneta electrónica) que CGI, el cual aquí se usa lo justo y necesario.

Y es que otro de los grandes méritos de The Mandalorian tiene que ver con algo que ya es marca de la casa Lucasfilm. En los ámbitos populares se conoce a George Lucas como uno de los grandes hombres de negocio de la industria cinematográfica por la creación de franquicias como Star Wars o Indiana Jones y las posteriores decisiones comerciales que ha ido tomando. Pero por lo que debería recordársele es por haber sido uno de los grandes innovadores tecnológicos del cine moderno. Él creó el estándar de sonido THX, él fundó la ahora reconocidísima Pixar como una división de Lucasfilm para evolucionar el campo de la animación 3D y fue quien desarrolló y estandarizó el uso del CGI (Imagen Generada por Computadora) para dar un salto que normalizó el uso de esta tecnología por encima del hasta entonces habitual Stop Motion (Animación Fotograma a Fotograma). Lucas debería ser el primer sinónimo que nos venga a la cabeza de innovación tecnológica en el cine moderno. Y, siguiendo por esa senda, ahora nos ofrecen el Stagecraft, una tecnología de grabación que minimiza el uso del croma para situar a los personajes en un escenario que, por las razones que sean (climatológicas, diseño de ficción...), no puede darse en la vida real, permitiendo que la sensación para el ojo humano sea mucho más natural (y, por tanto, creíble) que con el croma, debido a las mejoras en iluminación, foco...

Ahora bien, no todo el monte es orégano. He comenzado esta crítica diciendo que un producto Star Wars da para lo que da y eso se evidencia en ciertos aspectos de esta serie que impiden que pueda considerarla una gran obra narrativa que sí permiten ir más allá. Esta serie recupera el estilo de las series de los 80 y 90, episódico y procedimental con un hilo de fondo que viene y va cada ciertos capítulos, un formato de cuando las pretensiones en televisión eran más bajas, antes de que HBO estandarizase el "It's Not TV". The Mandalorian no parece una serie de la era de las plataformas (Disney+, HBO, Netflix) sino una serie que cuadraría muy bien en una parrilla de hace 30-40 años junto con Expediente X o incluso El equipo A o El coche fantástico, obviamente actualizada a los cánones de nuestros días.

Esto no es que sea malo per se, simplemente uno como que le sabe a poco que una superproducción de 2020 se conforme con eso, que hoy por hoy solo abrazan series fast food de la televisión convencional como El Mentalista, series que no están mal, que uno disfruta, pero que a nivel narrativo ofrecen muy poco en comparación con lo que están ofreciendo la mayoría de series los últimos años. Además, se nota en el aspecto visual que hay episodios que los mismos creadores categorizan como "de relleno", se ve la diferencia de inversión entre unos y otros, donde lo dan todo y donde van con el piloto automático. A menudo, The Mandalorian, da la sensación de ser una mera sucesión de postales molonas como las que resumen sus epis en los créditos finales. Pero no es menos cierto que, pese a ello, es probablemente el producto Star Wars más disfrutable desde hace mucho, mucho tiempo...

Nota (provisional tras acabar la 2ª temporada): 7,5

Episodio VII: El despertar de la fuerza

Imagen

Innecesaria, pero también muy disfrutable

Creo que El despertar de la fuerza es la entrega de la última trilogía que más pone de acuerdo a los fans. Nadie la ama pero tampoco nadie la odia y, en general, a todos les resulta una película disfrutable. Aseveraciones que no se pueden aplicar a las dos siguientes entregas, mucho más polémicas y con división de opiniones.

Y es que creo que es una de esas películas con las que es fácil ponerse de acuerdo porque están muy claras sus virtudes y sus defectos. La película sufre de lo mismo que toda la última trilogía, de no tener nada nuevo que contar al ser su único motivo de existencia el de amortizar Disney los miles de millones que pagó por adquirir los derechos de explotación franquicia.

Esto es lo que realmente diferencia esta trilogía de la de las precuelas, que también fue muy criticada en su momento. Las precuelas sí eran episodios necesarios de contar, había mucho argumento y mucha planificación narrativa detrás de ellos. Aquí no es solo que se saquen de la manga unos episodios extra innecesarios sino que encima lo hicieron sin planificar de antemano qué iban a contar, aunque esto donde realmente se nota para mal es en las dos siguientes entregas, cuando cada director que llega rompe con el anterior para contar lo que le apetece evidenciándole al espectador que esta historia se va improvisando sobre la marcha. Y ese espíritu anárquico también influye en la falta de disciplina de la coherencia narrativa ya que muchas escenas en esta nueva trilogía dan sensación de que los autores decían "total, qué más da" (en las siguientes entregas directamente llueven los agujeros de guión).

Otro de los puntos flacos de la película es que demuestra una grave falta de ideas. Todo suena a reutilizado de otras entregas anteriores, desde los personajes que son versiones de otros a la enésima Estrella de la Muerte. Al final, da la sensación de que todo está hilvanado con el mínimo esfuerzo, que las cosas suceden por que sí o porque así conviene, pero que no se ha puesto el menor interés en desarrollar una trama.

¿Y, entonces, porque le doy buena nota? Pues la explicación es sencilla; porque, pese a todo eso, me lo pasó muy bien con esta película, mejor que con otras muchas entregas. Ya cuando la vi en el cine fue un reencuentro muy gratificante con la saga. Y luego la he vuelto a ver un par de veces y ambas la he disfrutado igual o más. A mi eso me deja claro que esta es una película muy recomendable para pasar un rato emocionante. Y, al final, eso es lo que yo le pido a una película de Star Wars.

Lo he dicho muchas veces cuando me dicen que penalizo más a unos blockbusters que a otros por ciertos fallos y casi siempre es por lo mismo. Cuando el blockbuster se quiere tomar en serio a sí mismo suelen pecar de quedarse en un medio camino que no me suele convencer porque nunca llegan a aportar nada interesante a un nivel profundo y encima, por intentarlo, muchas veces acaban aburriendo. Hay contadas excepciones y cuando sale bien obtenemos una gran película que aúna ambas cosas. Pero no es lo habitual.

Así que mi postura es que dejes que tu película sea lo que es y trates de que sea la mejor en ese término. Si sabes que lo que tienes entre manos no da para otra cosa, no pierdas el tiempo intentando darle gravedad o solemnidad a algo que no la tiene. Spielberg entendía muy bien esto, él sabía en qué películas le merecía la pena meterse en esos berenjenales y en cuales no. Sabía cuando tenía un tema o unos personajes con sentido para aplicar un tratamiento más denso y cuando no. Star Wars es una saga que nunca va a ofrecerte nada que no sea una mera excusa para el camino de la aventura. Y por eso yo lo que le pido es que me divierta. Y esta película para mi es un Top 3 de la saga en cuanto a divertimento.

Presenta bien a los personajes, incluido a un Poe Dameron que desafortunadamente luego parece que lo hayan eliminado del resto de la cinta. A la postre el sacrificado será Finn, que pasa de ser aquí casi el actor principal a ser basurilla en siguientes entregas. Quizá deberían haber fusionado ambos personajes en uno solo (yo me habría quedado con Finn porque me parece que da más juego y está menos explorado en la saga un miembro de la resistencia con pasado de soldado imperial y la posibilidad de hacerlo más matizado, más entre el bien y el mal). Rei es la versión femenina de un nuevo Luke Skywalker pre-entrenamiento jedi y por eso es quizá el personaje que menos me atrae. Algo parecido le ocurre a un Kylo Ren al que le cuesta estar a la altura de su versión original, Darth Vader. Aparte del cuarteto de nuevos personajes también se incluye a un gran Han Solo que para mi es quizá su mejor versión; más inteligente, más crepuscular, con más poso interior...

La película tiene un tono cómico muy agradable durante sus dos primeros tercios, diálogos y gags visuales que te mantienen con una sonrisa, salpicados por continuas escenas de acción (y es que el ritmo de la cinta es trepidante). En el último tercio se despega de esa comicidad para adentrarse en el terreno emocional al mismo tiempo que el personaje de Kylo Ren completa su transmutación mientras asistimos al momento más desgarrador de la saga no solo por lo que ocurre sino por cómo ocurre. Para mi es quizá la escena más potente de todo Star Wars incluso por encima del "Soy tu padre". Todo lo que se implica en esta escena, a nivel de desarrollo de personaje, de drama paternofilial, de efectos sobre la propia historia... Para mi supera al de El imperio contraataca. No encuentro momento más maduro a nivel narrativo en toda la saga que ese, lo que resulta irónico siendo esta una entrega algo hueca y facilona.

Resumiendo; El despertar de la fuerza me parece una película bastante divertida, aparte de tener varios momentos de altas dosis de emoción a distintos niveles, tanto con la acción como con el drama, lo que la hace para mi una de las entregas más disfrutonas de la saga si evitamos pensar que en realidad no nos están contando nada.

Nota: 7

Episodio VIII: Los últimos jedi

Imagen

El boicot de Rian Johnson a Star Wars

Podríamos definir esta película como el avenate incomprensible de Rian Johnson que hundió la tercera trilogía (y eso que tampoco es que hubiese mucho que hundir). La he revisionado y sigo pensando lo mismo pese a querer darle una nueva oportunidad con ganas y positividad. Pero no, sigo sin entender a Rian Johnson.

No lo entiendo cuando veo que sale a defenderse de las críticas diciendo que no se valoró bien la película porque no se rindió a lo que los fans querían, porque él buscaba retar al espectador. ¿Retarlo a qué? Dice que no gustó porque su película no quería agradar a los fans. Pero, ¿a quién quiere agradar esta película? Me suena a excusa facilona, como cuando Elizabeth Banks sale a decir que su Ángeles de Charlie no tuvo éxito porque los espectadores son machistas. No será porque la película es muy mala, no.

Entró a quemarlo todo como si nada le interesase ni le sirviese y lo peor es que sobre la tierra quemada no construyó nada. De ahí que Colin Trevorrow, el director confirmado para la última entrega, decidiese renunciar a dirigirla. Normal, fue el primero en darse cuenta de que el camino tomado por Johnson iba a hacer imposible que la trilogía pudiese funcionar. Y el problema no es que Johnson lo tire todo. Que parezca que no le interesan ni Snoke, ni Luke, ni Kylo Ren... A unos se los intenta quitar de en medio como puede. Por cierto, sigo esperando saber quien es Snoke; tan extrañamente como apareció en nuestras vidas, desapareció. A otros los transforma en personajes que no parecen ellos mismos. A otros los convierte en alivios cómicos como Hux. Reniega de casi todo, comete incoherencias narrativas y dramáticas no solo con la saga en general sino con su propio episodio de presentación de las tramas y personajes de esta trilogía... Y, sin embargo, no, no es ese el problema de Los últimos jedi.

El problema es que se cepilla de mala manera todo eso para no ofrecer nada a cambio, sin ningún propósito, rompe con todo para no crear nada, no hay plan alternativo. Parece el Joker, que solo quiere ver el mundo arder. ¿Retos? ¿Desafíos? ¿Novedoso? A ver si es que yo he visto otra película... En la que yo he visto la trama es vacía, simple, limitada e innecesaria. Estamos hablando de que requiere dos horas y media, el metraje más largo de toda la saga, para contar cómo termina la última escena de la anterior película: la huida de los rebeldes de D'Qar. Algo que no había ni que contarlo. Se podría haber quedado como insinuaba la anterior película, que consiguen escapar y punto. Los últimos jedi son 150 minutos contando la persecución que prosigue a una escena de asedio. Imposible tener menos que contar. Y todo casi sin ningún giro, que es que ni tengo claro que cumpla las bases esenciales de la estructura de un guión.

En las dos horas que tardan en tocar suelo firme lo único que aligera un poco ese argumento con tan poco potencial es la subtrama de Finn y Rose en esa ciudad a lo Montecarlo. Son los únicos tramos que aportan algo de ritmo, pero tampoco emociona ni tiene apenas gracia y encima la protagonizan los dos peores personajes porque Finn aquí queda limitado a un basurilla y Rose es el nuevo personaje cargante. Lo compensa un poco la aparición de un secundario Benicio del Toro.

Hablando de la falta de gracia, los amantes de un Star Wars de tono solemne y sin comicidad deben ser los únicos a los que les haya gustado esta entrega porque es la más sosa de todas. Amen de la más aburrida; primero porque no cuenta nada y segundo porque la forma de no-contarlo es mediante escenas que no aportan ni trama, ni profundidad, ni comicidad, ni diversión, la mayoría de escenas no aportan nada a ningún nivel. Me están contando con mucha solemnidad y dedicación algo que en realidad tiene muy poco interés, paja insustancial.

La trama de Rey se supone que es en la que debe estar la sustancia dramática y el desarrollo de personajes. Pero es la misma trama que la del entrenamiento de Luke en Dagobah en El imperio contraataca, solo que más aburrida, más alargada, con menos gracia (este Luke no es aquel Yoda) y con nada nuevo que añadir al lore como sí tenía aquella. De hecho, esta trilogía, en todo caso resulta incoherente con el lore. Y añadiría que los whatsappeos cerebrales entre Rey y Kylo son tan tostón como los criticados escarceos culebronescos de Anakin y Padme en El ataque de los clones. Ojalá los intentos de Kylo por atraer a Rey al lado oscuro fueran tan sibilinos como los de Palpatine a Anakin en las precuelas. Pero ni de lejos. Y todo para, al final, vender humo. Sólo salvo la escena Kylo-Rey-Snoke.

Otro personaje que queda limitado aquí es Poe Dameron, al que convierte en una especie de machirulo del mansplaining , siempre retratado haciendo el ridículo por creer que las mujeres al mando no saben lo que hacen. Que otra cosa no, pero es la entrega con más empoderamiento femenino y más mujeres en primera línea. Para quien le importe. Aunque la capitana Phasma es otro de esos personajes que pudo ser y no fue.

La última media hora en el planeta Crait emula la batalla de Hoth y es el único tramo emocionante (y el mejor visualmente), sobre todo tras la llegada de Luke. Lo que ocurre es que para entonces yo ya estoy fuera de la película. La empiezo con ganas pero al cabo de una hora acabo desconectando (cosa que no me ocurre con ninguna otra entrega de la saga) porque todo lo que me muestran resulta muy repetitivo, descafeinado y sin poso. Es una película que no me implica ni en su trama ni en sus personajes, lo que no me permite sentir emoción. Se deja ver a duras penas, para mi es la entrega que sigo con menos atención porque no me interesa ni me divierte y la termino un poco por obligación. Queda aún peor si la ves junto con las demás porque rompe mucho la continuidad y también el ritmo. Por la ultima media hora le daría un pasable, pero no puedo obviar las dos horas previas, así que debe suspender.

Nota: 3,5

Episodio IX: El ascenso de Skywalker

Imagen

Un final sentimental para ver con el cerebro desconectado

Para disfrutar de este cierre de saga es necesario saber a lo que se va cuando vas a ver una peli de Star Wars, que es básicamente cine palomitero para cerebros desconectados. Y también hace falta comprender de donde se viene, que es de un Episodio 7 sin ideas y un Episodio 8 que dejaba tierra quemada. El director del episodio anterior tiró la casa abajo y no dejó ningún plan para el siguiente a sabiendas de que él no se haría cargo de la última.

Así que JJ Abrams, con la misma libertad que tuvo Rian Johnson para mearse encima del trabajo anterior, decide hacer como si el predecesor no existiese y continuar. Pero hay cosas que no se pueden continuar porque los personajes muertos no se pueden resucitar. ¿O sí? Abrams se inventa en el texto de inicio una resurrección que cambia por completo la historia. Repito, fuera de foco, es decir, no se cuenta, directamente se informa al espectador de que eso ha pasado mientras estaba en el baño. Puede ser top de decisiones cutres en la historia del cine.

Y eso no es lo único. En su énfasis por desacreditar el anterior episodio da un salto al vacío de las incoherencias que anula todo lo hecho por su predecesor, aplicando incluso correctivos en líneas de diálogo como si esto fuese una lucha de raperos ("El arma de un jedi se merece más respeto"). Así que mi forma de entrar a la película es la peor posible. Me va entreteniendo y divirtiendo pero cada pocos instantes suceden cosas que me desencajan la cara. Si no es una incoherencia o un deus ex machina sacado de la manga, es una escena que de tanto querer molar acaba siendo ridícula.

Pero van pasando los minutos y yo voy asumiendo tanto esos defectos que cada vez me sacan menos de la película. Total, tampoco es que yo me fuese a tomar muy en serio una de Star Wars. Y quizá ahí está la clave. Todo lo que sucede es tan excesivo a todos los niveles (narrativo, visual, emocional...) que si no entras en ese juego estarás ante la entrega más esperpéntica de Star Wars. Pero si te dejas llevar, empezarás a vibrar. Porque, otra cosa no, pero Abrams sabe recurrir a los instintos primitivos. Y, transcurrida una hora y pico de película, me voy dando cuenta de que me lo estoy pasando bien, de que me estoy divirtiendo, de que me estoy entreteniendo y de que, sobre todo, me estoy emocionando.

Y no soy amante de lo vacuo. Si al mismo tiempo consigues darle una mayor profundidad, como consiguió Episodio 3 o el 5, pues genial. Pero en un blockbuster eso es un añadido. Y tratar de subvertirlo todo a ello te puede salir bien como en esos dos títulos o mal como le pasó a Johnson en el Episodio 8. El objetivo principal de un blockbuster no es ese, ni tampoco el dar una explicación plausible a todo lo que sale. El objetivo principal es entretener, emocionar. Y eso no lo consiguió Johnson y sí lo consigue Abrams.

JJ sabía que de esa masa madre ya no se iba a poder sacar un buen pan, pero también sabía que con lo único que podía disimularlo era yendo a la esencia de Star Wars, que es gozar como un enano con una de aventuras. Él tiene bien asimilado eso. Ya nos lo mostró con El despertar de la fuerza, un film sin ideas muy bien camuflado. Y aquí vuelve a alegar a ello ofreciéndonos un mix de todo lo que los fans de Star Wars quieren ver en un tour de force emocionalmente inmersivo a la par que divertido y que no da tregua al espectador. El objetivo es hacerte olvidar y para ello recurre a pellizcarte la fibra, al chantaje sentimental barato. Si con ese popurrí de reapariciones casi parece el episodio final de una sit com familiar. Pero, oye, reconozco que he caído y me ha encantado caer.

Esta última entrega se empeña en aglutinar todos los must del universo Star Wars. Con mala leche se podría decir que se basa en hacer fan service. Pero también se basaba en ello Infinity War y Endgame y fue todo un éxito de público y de crítica. De hecho, esta peli tiene un concepto narrativo similar; es un viaje que pone a unos aventureros a prueba en distintas localizaciones hasta llegar a su destino final. Muy Indiana, muy gamer también. Eso sí, no pares a preguntarte por qué Rey domina tanto la fuerza sin apenas entrenarla ni de donde sale esa inmensa flota escondida. Este no es país para viejos. Es para niños o para quien este dispuesto a sentir como un niño.

Durante este largo camino todo estará salpicado de guiños, desde lugares hasta personajes pasando incluso por simples objetos. No nos están desarrollando ninguna historia, eso ya lo tendrían que haber hecho en su presentación y su nudo. Ahora toca despedirse. No es el momento de pensar, es momento de emocionarse. Y para ello JJ nos propone entrar en su particular parque de atracciones, un viaje que nos llevará a todos los rincones del corazón del fan. Es Star Wars con esteroides, como un chili 10 guindillas. No cabe duda de que es la entrega más emocional, un viaje de éxtasis. Llego al apoteósico final con el corazón a mil por hora y un nudo en la garganta al compás de la preciosa música de John Williams. Paso del "Madre mía, qué despropósito" al "Pero me encanta", empiezo dándole un 3 y voy subiendo hasta el 6,5. No puedo darle menos nota a una película que me hace vibrar tanto.

No se puede negar que los guiones de esta trilogía son ridículos, pero lo que me pasa con esta peli a diferencia de la anterior, es que ahora sí me lo estoy pasando bien, sí me estoy emocionando, sí vibro. Y por eso le hago la vista gorda a muchos detalles. Claro, si el guion acompañase es que podría ser la mejor película de la saga porque hay enormes toneladas de emoción aquí. ¿Y yo para qué veo Star Wars? Pues para emocionarme y divertirme. No me molestaba Johnson porque rompiese dogmas ni me gusta Abrams por ser complaciente, simplemente el primero me aburrió y el segundo me ha emocionado. Comprendo que, al ser la película que invalida la anterior, a los que si les gustó el Episodio 8 sean los que con más ferocidad tratan de imponer que esta película es un insulto. Pero yo la disfruto.

Nota: 6,5

________________________________________________________________________________


Resumen de notas:
  • La amenaza fantasma 5,5
  • El ataque de los clones 6,5
  • La venganza de los sith 6,5
  • Han Solo 7,5
  • Rogue One 6
  • Una nueva esperanza 7,5+
  • El imperio contraataca 7,5
  • El retorno del jedi 7,5
  • The Mandalorian 7,5
  • El despertar de la fuerza 7
  • Los últimos jedi 3,5
  • El ascenso de Skywalker 6,5
Promedio de la saga: 6,5

Es decir, que si eliminamos de la ecuación Los últimos jedi, no hay ninguna película que se separe de la media más de un mísero punto. Resumiendo, que el techo alto y el suelo bajo de la saga están separados por una distancia mínima, de detalles. Lo que sustenta mi visión de que el nivel de la saga siempre ha sido el de Bien, ya sea Bien Alto (Notable Bajo) o Bien Bajo (Suficiente Alto), pero Bien, y que yo nunca he visto esas dispersiones drásticas que ven muchos como para dar un magna cum laude por aquí y un cero patatero por allá. Para mi es una franquicia bastante uniforme donde sus piezas se diferencian por pequeños detalles de estilo a partir de los que cada espectador, con sus filias y fobias, siente cuales le entran mejor y cuales peor.

Dicho esto, todo lo escrito no deja de ser una percepción. Cada cual tendrá la suya. Ahí queda la mía.

Que la fuerza os acompañe...

Imagen
En las dos horas que tardan en tocar suelo firme lo único que aligera un poco ese argumento con tan poco potencial es la subtrama de Finn y Rose en esa ciudad a lo Montecarlo. Son los únicos tramos que aportan algo de ritmo, pero tampoco emociona ni tiene apenas gracia y encima la protagonizan los dos peores personajes porque Finn aquí queda limitado a un basurilla y Rose es el nuevo personaje cargante. Lo compensa un poco la aparición de un secundario Benicio del Toro.


Imagen
Makankosappo escribió:
En las dos horas que tardan en tocar suelo firme lo único que aligera un poco ese argumento con tan poco potencial es la subtrama de Finn y Rose en esa ciudad a lo Montecarlo. Son los únicos tramos que aportan algo de ritmo, pero tampoco emociona ni tiene apenas gracia y encima la protagonizan los dos peores personajes porque Finn aquí queda limitado a un basurilla y Rose es el nuevo personaje cargante. Lo compensa un poco la aparición de un secundario Benicio del Toro.


Imagen


No he dicho que sean buenos tramos (de hecho, he dicho lo contrario: "tampoco emociona ni tiene apenas gracia y encima la protagonizan los dos peores personajes"). Lo que he dicho es que son los tramos menos tediosos ("lo único que aligera un poco"). Ya que el resto de la película, sin contar la media hora final (que comento que es la mejor), me parece bastante tediosa. Ahora, que también habrá para quien los whatsappeos cerebrales entre Ren y Rey le parezcan superentretenidos, no digo que no, para gustos colores. Yo no lo entiendo, pero lo respeto. Eso sí, las cosas que yo digo creo que se entienden mejor leyendo todo en lugar de sacando en negrita un titular descontextualizado. Si vamos a entrar en ese tipo de foreo yo me bajo que me da pereza. Que dicho sea paso tampoco pretendía abrir debate, todo lo que tengo que decir ya está dicho ahí XD Sin acritud, por cierto [oki]
Está claro, no hay mucho debate posible. Es simplemente la opinión de una persona, muy respetable. Hay quien opinará parecido con algún pero, quien lo comparta todo tal cual, quien no pueda entender cómo puedes poner los Ep. II y IX al mismo nivel practicamente que las buenas...
Para gustos ya se sabe. Entretenido leer tu post, se ve que le has dedicado tiempo. Pero vamos, que como dices no merece la pena meterse.
@Tito_Mel era una broma, hombre xD

Simplemente me ha llamado la atención que lo único que hayas rescatado (si podemos llamarlo así) de la película sea algo de esa subtrama, que es la que más hate se ha llevado desde siempre xD
@Tito_Mel respetando tus opiniones aunque no las comparta, puede que sí que haya algo de hate injustificado al Los últimos Jedi cuando le atribuyes la marcha de Colín Trevorrow, siendo eso rotundamente falso ya que fue despedido.

Es más su argumento para el XI colocaba a Kylo como villano principal y evitaba resurrecciones absurdas.
sdlt escribió:@Tito_Mel respetando tus opiniones aunque no las comparta, puede que sí que haya algo de hate injustificado al Los últimos Jedi cuando le atribuyes la marcha de Colín Trevorrow, siendo eso rotundamente falso ya que fue despedido.

Es más su argumento para el XI colocaba a Kylo como villano principal y evitaba resurrecciones absurdas.


No conozco la intrahistoria con detalle, pero lo que yo he venido leyendo en todos lados siempre que se habla sobre esto es que Trevorrow tuvo problemas por diferencias de visión con Rian Johnson que acabaron desembocando en su marcha del proyecto. Ignoro si hay otra versión.

En cuanto a las resurrecciones... Aviso spoiler:

Yo creo que el primer problema es eliminar a Snoke y encima sin siquiera explicar nada de quien es, cómo llega ahí, etc... Para mi Ren no puede acabar como un simple malo maloso, su arco lógico es la redención porque si no fuese así estaríamos entonces aceptando que el personaje no tiene arco porque acaba donde empieza y de donde no llega a moverse nunca. Por tanto, para posibilitar el arco de Ren, es necesario un villano de fondo. Lo de Palpatine es ridículo, pero claro, si te han cepillado al que debía serlo, a alguien tienes que poner y que cumpla ciertas características. Abrams escoge a Darth Sidious porque Snoke no deja de ser el Darth Sidious de Hacendado, total, a esas alturas ya era vox populi que el Episodio 7 copiaba todos los elementos del Episodio 4. Eso sí, yo en todo caso habría resucitado a Snoke. Básicamente porque es el que ya estaba ahí así que tiene todo el sentido que sea él. Lo que no tiene sentido es que nos vayamos a enterar de quien era o cómo llega ahí en El Mandaloriano, si es que nos enteramos... Eso tendría que haber sido parte de lo que se cuenta en la trilogía donde el personaje tiene protagonismo, no en un spinoff años después.
@Tito_Mel ya se vio en la película que Snoke era un cuerpo clonado que Sidious usaba como marioneta, se ve en las primeras escenas del filme.

Sobre tu critica a la saga algunas cosas comparto y otras no, aunque he de felicitarte en haber explicado las cosas y no ponerte a lloriquear porque han destrozado tu saga favorita como es la costumbre de demasiada gente.

Pero sí te diré que discrepo en una cosa que has dicho, y es que a mí me gustó el Episodio VIII y también el IX, y este último me gustó por los mismos motivos que has puesto.

Además desde los primeros minutos ya se nota que aquí lo que han ido a hacer es despedir la saga por todo lo alto y sacar todos los fuegos artificiales posibles, y eso incluye revivir a Palpatine para contar con Ian McDiarmid en esta trilogía como hicieron con los demás actores de la trilogía clásica. Aunque con Darth Vader nos tuvimos que conformar con su máscara quemada. XD
De hecho el guión de Collin Trevorrow para el IX iba a ser bastante continuista con lo visto en el VIII.
Tito_Mel escribió:Yo creo que el primer problema es eliminar a Snoke y encima sin siquiera explicar nada de quien es, cómo llega ahí, etc... Para mi Ren no puede acabar como un simple malo maloso, su arco lógico es la redención porque si no fuese así estaríamos entonces aceptando que el personaje no tiene arco porque acaba donde empieza y de donde no llega a moverse nunca. Por tanto, para posibilitar el arco de Ren, es necesario un villano de fondo. Lo de Palpatine es ridículo, pero claro, si te han cepillado al que debía serlo, a alguien tienes que poner y que cumpla ciertas características. Abrams escoge a Darth Sidious porque Snoke no deja de ser el Darth Sidious de Hacendado, total, a esas alturas ya era vox populi que el Episodio 7 copiaba todos los elementos del Episodio 4. Eso sí, yo en todo caso habría resucitado a Snoke. Básicamente porque es el que ya estaba ahí así que tiene todo el sentido que sea él. Lo que no tiene sentido es que nos vayamos a enterar de quien era o cómo llega ahí en El Mandaloriano, si es que nos enteramos... Eso tendría que haber sido parte de lo que se cuenta en la trilogía donde el personaje tiene protagonismo, no en un spinoff años después.


Por debatir un poco esto, ya que me parece el punto más interesante de tus críticas. ¿Por qué la redención de Kylo Ren es su arco lógico?. No veo nada real eso de que acaba donde empieza. En el Episodio VII empieza siendo una persona sumida en la duda, un sith tentado por el lado luminoso (para mí lo mejor y más original del VII), marioneta de otra diva del lado oscuro como es Snoke. Mientras que en el VIII ocurre una transición de este personaje al manejo de su futuro y a su autodefinición como personaje y revelación como auténtico villano de la saga. Vamos, yo ahí veo un desarrollo de manual para el personaje. Entre el VII y el VIII en absoluto se dibuja un "simple malo maloso". Lo que sí me resulta simple es su redención. Simple y forzada.

Tampoco entiendo porqué hay explicar el origen de Snoke o porqué no se le podía eliminar.

Makankosappo escribió:De hecho el guión de Collin Trevorrow para el IX iba a ser bastante continuista con lo visto en el VIII.


Aún con sus peros, me parecía mucho mejor guión que el corta y pega que acabaron haciendo. De hecho para mí el IX que se estrenó en cines no tiene guión, directamente.
vik_sgc escribió:
Tito_Mel escribió:Yo creo que el primer problema es eliminar a Snoke y encima sin siquiera explicar nada de quien es, cómo llega ahí, etc... Para mi Ren no puede acabar como un simple malo maloso, su arco lógico es la redención porque si no fuese así estaríamos entonces aceptando que el personaje no tiene arco porque acaba donde empieza y de donde no llega a moverse nunca. Por tanto, para posibilitar el arco de Ren, es necesario un villano de fondo. Lo de Palpatine es ridículo, pero claro, si te han cepillado al que debía serlo, a alguien tienes que poner y que cumpla ciertas características. Abrams escoge a Darth Sidious porque Snoke no deja de ser el Darth Sidious de Hacendado, total, a esas alturas ya era vox populi que el Episodio 7 copiaba todos los elementos del Episodio 4. Eso sí, yo en todo caso habría resucitado a Snoke. Básicamente porque es el que ya estaba ahí así que tiene todo el sentido que sea él. Lo que no tiene sentido es que nos vayamos a enterar de quien era o cómo llega ahí en El Mandaloriano, si es que nos enteramos... Eso tendría que haber sido parte de lo que se cuenta en la trilogía donde el personaje tiene protagonismo, no en un spinoff años después.


Por debatir un poco esto, ya que me parece el punto más interesante de tus críticas. ¿Por qué la redención de Kylo Ren es su arco lógico?. No veo nada real eso de que acaba donde empieza. En el Episodio VII empieza siendo una persona sumida en la duda, un sith tentado por el lado luminoso (para mí lo mejor y más original del VII), marioneta de otra diva del lado oscuro como es Snoke. Mientras que en el VIII ocurre una transición de este personaje al manejo de su futuro y a su autodefinición como personaje y revelación como auténtico villano de la saga. Vamos, yo ahí veo un desarrollo de manual para el personaje. Entre el VII y el VIII en absoluto se dibuja un "simple malo maloso". Lo que sí me resulta simple es su redención. Simple y forzada.


Mi justificación para pensar así es la siguiente:

Es cierto que un arco de personaje no implica necesariamente que este acabe en una casilla distinta al finalizar el guion (aunque sí que se haya movido pese a que luego regrese a ella para comprender que en ese caso la casilla es la misma pero la figura no lo es, como si fuese lo que en ajedrez se llama promoción). El tema es que aquí barajamos una trilogía.

Y Ren comienza la primera película posicionado ya en el lado oscuro. Durante la película se plantean dudas e inseguridades hasta que llega a su climax de personaje en la escena con su padre. Ahí se produce la catarsis, el personaje cruza definitivamente una línea, ha completado su arco de la primera película, en este caso para permanecer donde ya se encontraba al inicio. Sería un ejemplo de cómo completar un arco manteniéndose donde estaba al principio de la película, que no es lo más habitual pero que como he explicado al principio sí que se puede hacer. El problema surge cuando te quedan todavía dos películas por delante para desarrollar la historia.

Entonces, para poder seguir evolucionando al personaje en siguientes entregas no puede repetir esa misma fórmula. Lo que se hace en el episodio 8 no es sino otra manera de repetir lo mismo, inseguridades que desembocan en un acto de emancipación que no mueve al personaje de su sitio. Y todavía te queda el último tercio, donde se supone que personaje debe sufrir su auténtica catarsis final. Esa propuesta de mantener a Ren así implica que el personaje no evoluciona su arco desde el Episodio 7, que se limita en todo caso a repetirlo, lo que suele ser un recurso bastante despreciado entre los guionistas porque está asociado con cobardía y con mala planificación previa, ya que deja ver que el guionista se da cuenta de que las piezas del puzzle solo le encajan si ese personaje se mantiene ahí, pero claro, sin arco dramático no hay movimiento en el engranaje que es un guion, así que lo hace dar vueltas sobre sí mismo por así decirlo, algo que se habría evitado de haber tenido claro desde el principio a donde quería llevar la historia.

Por eso es por lo que sostengo que, a esas alturas, el único camino posible que implica una evolución en el arco del personaje es el de la redención. Probablemente si esto lo hubiese escrito la misma persona desde el principio (toda la trilogía) el resultado habría sido más satisfactorio, el camino de Ren podría haber sido otro. De hecho, yo siempre he dicho que aunque no me guste la película de Johnson, no me cabe duda de que habría conseguido algo mejor de haber sido el autor de la trilogía de principio a fin. Es obvio que facilita mucho las cosas tener un cabeza de proyecto que dibuje el mapa de tramas desde el principio hasta el final. Si quieres un final distinto para Ren, el personaje tendría que haber empezado de otra forma. Es como calcular bien el ángulo desde donde lanzar al pájaro en angry birds para que luego llegue a darle al cerdito que tú quieres XD Pero con el tablero en la situación que está cuando comienza el Episodio 9, el único movimiento que permite redimensionar al personaje para el desenlace climático de la trilogía es ese. O al menos eso es lo que me enseñaron en mis tiempos en el mundillo del guion.
El arco yo creo que queda perfectamente definido en los episodios VII y VIII. En el VII da un paso importante, pero es derrotado, lo que le granjea el menosprecio de su líder, que a su vez hace crecer el descontento y la frustración del discípulo. Pasa de ser y querer ser una pieza más del engranaje a querer desterrar todo lo viejo (tal y como alude literal y poco sutilmente durante la película) para convertirse en el puto amo. Ese es el camino definitivo al lado oscuro, ese camino que Vader fue incapaz de recorrer pues Vader no mató a su amo por venganza lo mató por el amor que profesaba hacia Luke, ni más ni menos. ¿Qué pasaría en el XI? Pues villano principal y vía. Nuevo líder supremo y consiguiendo sus objetivos. Está perfectamente caracterizado e incluso su caída definitiva al lado oscuro la vería como una excusa perfecta para la muerte de Leía, perdiendo las ganas de vivir tal y como hizo su madre tiempo ha.

No sé, no veo yo el problema. Se trata de pelis de aventuras, con buenos y malos, y en este caso estaría más que matizado. Sería una prolongación del tercio final de Anakin en el III.
La cosa es que yo considero que Ren tras los acontecimientos del VII no acaba el capítulo como lo empezó, si no que sus dudas se alimentan aun más. Eso yo lo considero como evolución del personaje, ya que su perspectiva y sus puntos de vista cambian, se los cuestiona y busca el apoyo en Rey centrándose en atraerla al lado oscuro, porque se identifica con ella. Muestra matices que no mostraba en la película anterior y los que ya se vieron se intensifican. Que no se atreva a darle la puntilla a su madre es puro desarrollo de personaje, igual que lo es deshacerse del casco o ventilarse a Snoke.
También esto a veces es como el arte conceptual que como bien dicen sus autores eres tú el que decides ver una cosa u otra en el cuadro XD Y a veces te convences de que están cosas que el autor no hizo conscientemente y otras veces no eres capaz de ver cosas que según el autor si están.
@Tito_Mel ojo en el arte conceptual hay buenas obras y también otras que son un fraude. XD
Hombre, que el arte es algo subjetivo en cierta medida es algo que debería estar fuera de todo debate [hallow]
@tito_mel

bastante en desacuerdo con tu linea de opinion con la saga de SW. no coincidimos en casi nada.

dejo por aqui mi escala de puntuaciones actualizada hasta IX

V = cerca del 9,9. de lo mejorcito de todos los tiempos
IV= por encima del 9. un clasico de los tiempos modernos. y el que inicio toda la saga.
RO = 8,5. una excelente pelicula con varios aspectos arriesgados.
VIII = 8+. excelente pelicula. no es perfecta, pero las virtudes superan ampliamente a los defectos.
III = 8+. Buen colofón a una trilogia que no deja indiferente a nadie. suaviza los defectos de II. final bastante logrado.
I = 8+. A mi siempre me ha parecido muy buena pelicula incluso con jar-jar. aventuras y buena puesta al dia de la saga.
VII = 8+. Algo conservadora en planteamientos pero buena pelicula y buenos nuevos personajes (especialmente Rey)
HS = 7++. Buena y solida pelicula de aventuras espaciales con sabor a Western.
II = 7,5. Decente pero algo inferior a su antecesora y con demasiados "momentos videojuego"
IX = 6++. Decepcionante como colofon de la saga. Como peli de aventuras tiene partes que se salvan. Demasiadas absurdeces
VI = 4. Es un desproposito incluso para la epoca. Decepcionante en casi todo. Es mas una pelicula de puppets que el colofón de una saga hasta ese momento, épica. yo la vi en el cine con mis 10 añitos y no sali entusiasmado. de los posteriores revisionados he salido opinando peor aun.

9,9·····9,5·····9·······8,5··············8·······7,5·······7·······6,5·······6·······5,5·······5·······4,5·······4··········

.....V...........IV...........RO.VIII.III.I.VII..HS....II............IX..................................................................VI

y por cierto, un comentario sobre el tema de "fans del imperio contraataca" (definicion que nunca he entendido, pero bueno). El que quiera o le guste el "lore militar" en star wars, a donde tiene que ir es al universo expandido, supongo que ciertas novelas, y sobre todo, a videojuegos, juegos de mesa y de rol. ahi es donde va a tener lore militar y de descripcion practica de la tecnologia por un tubo. en las peliculas... si. en algunas hay batallas.... donde rapidamente se centran en el grupo o personajes protagonistas y la batalla se va a quedar de fondo. precisamente "rollo belico" en star wars, poco, a pesar del sobrenombre de la saga.

lo de descanonizar la saga VII-IX me parece una animalada, pero tambien me lo parecio en su momento descanonizar el universo expandido post-VI y eso precisamente lo hicieron para dejar campo libre creativo para hacer las peliculas VII-IX para que luego hicieran la chapuza a nivel argumental que hicieron. lo de disney con esta saga no se entiende. lo bien que planificaron a futuro con el MCU de marvel y al mismo tiempo la chapuza que hicieron con la 3º trilogia que se nota descaradamente que iban a voleo segun la iban haciendo. :-|

y conste que yo soy de los "fans pro-VIII" porque me gusto el detalle de hacerle el tuna slap a medio fandom metiendo "sorpresas" y al fin y al cabo no me desagradaron algunos de los "episodios mas polemicos" de la pelicula como liquidar a snoke, el "asedio" de la nave capital de la resistencia (aunque sea absurdo si se conecta media docena de neuronas del cerebro) o el tratamiento que se dio del personaje de luke.... de todos modos cosas muy habladas en el foro. aun asi, las valoro mas positivamente por los aspectos positivos que por los negativos porque si le metiera mas caña por los aspectos negativos, ninguna pelicula de la 3º trilogia pasaria del 7/10
Nazgul Zero escribió:Está claro, no hay mucho debate posible. Es simplemente la opinión de una persona, muy respetable. Hay quien opinará parecido con algún pero, quien lo comparta todo tal cual, quien no pueda entender cómo puedes poner los Ep. II y IX al mismo nivel practicamente que las buenas...
Para gustos ya se sabe. Entretenido leer tu post, se ve que le has dedicado tiempo. Pero vamos, que como dices no merece la pena meterse.


Yo sinceramente nunca he entendido ese hate al ep. II. No me parece tan mala.

@GXY ¿Dices que ep. VIII es una excelente película? Nunca entenderé la mente humana.
GXY escribió:@tito_mel

bastante en desacuerdo con tu linea de opinion con la saga de SW. no coincidimos en casi nada.


Pero eso tiene una explicación muy fácil y no es ya que se note en tu escala de puntuaciones sino que de habernos leído mutuamente en el foro ya sabemos que somos de percepciones distintas en el tema blockbusters.

Tú valoras unas cosas que yo no valoro tanto y a ti te disgustan cosas que yo sí valoro. Cuando yo veo una película de este tipo voy buscando divertirme y con los puntos de partida que suelen tener el 99% de estas películas a mi me cuesta mucho tomármelas en serio, yo voy a lo que voy. Por eso a mi la mejor película de Thor con diferencia me parece Ragnarok y a ti te parece la peor con diferencia si no recuerdo mal.

No quiere decir que no me guste cuando me encuentro algo que va más allá y les sale bien, pero pasa como con las notas, que lo que para ti es un 9 para mi es un 6. De modo que para mi es muy complicado encontrar una película de ese tipo de la que pueda decir que sí consigue ir más allá como para tomármela seriamente y valorarla como algo más que un entretenimiento basicón. La mayoría de veces que este tipo de pelis intentan eso, para mi lo único que consiguen es aburrirme, porque apenas ganan en profundiad, complejidad e inteligencia y sin embargo para ello renuncian bastante a ritmo, humor, etc... Con lo cual a mi me funcionan peor que una peli que se acepta a sí misma y juega a eso. No la valoraré muy alto, pero le daré el valor de haberme divertido con ella, cosa que no me pasa con la otra.

Para mi a lo máximo que puede aspirar una peli de estas es a ser un Guardianes de la galaxia, que como blockbuster creo que lo tiene todo, funciona a las mil maravillas y me lo paso tetísima viéndola una y mil veces. En ello influye mucho también un ingrediente que creo que no valoramos igual, el humor, que por lo que te he leído me da la impresión de que a ti te suele sobrar muy a menudo, mientras que para mi es esencial. Si a mi me dan un Guardianes yo le doy un notable a la peli, o incluso un sobresaliente si hablamos ya de obras cumbre como Indiana Jones, que por cierto tenía muchísimo humor.

Ahora, si de higos a brevas me traen una peli capaz de ofrecer algo más, que aunque prescinda del humor y otros ingredientes lo compensa porque todo lo demás da un nivel que para mi ya sobrepasa lo habitual en los blockbusters, pues también lo valoro mucho como por ejemplo lo flipé en su día con el cambio de paradigma que provocó Nolan en el subgénero de superhéroes con su Batman. Pero es que películas como esas son excepciones.

De hecho, por curiosidad me he ido a filtrar taquillazos de acción con mejores notas y la primera que me ha salido es El caballero oscuro. Luego me sale Heat, una peli con un desarrollo de personajes de nivel muy alto incluso fuera del género, con una trama principal y varias subtramas todas interesantes, con varios mastodontes de la interpretación dándolo todo, técnicamente elegante, una película inteligente en todos los sentidos... Pues claro, me dices que un blockbuster de acción va a ser así y me trago con gustazo 3 horas de tempo pausado como tiene Heat y luego le casco un 9 o un 10. Pero es que esos niveles se quedan muy lejos del 99% de películas blockbuster. Y para que me des 3 horas de tempo pausado y tono sobrio donde lo que me cuentas tampoco me parece muy allá... Pues para eso dame un Ragnarok que al menos me divierta un rato con bajas pretensiones.

¿Que ha convertido a Thor en un payaso? Quizá es lo mejor que le podía pasar a Thor, o por lo menos al Thor de Chris Hemsworth. El de Ragnarok y el gordaco de Endgame me parecen divertidos, mientras que el de las dos primeras pelis me resulta cargante. No recibo mucho, pero al menos lo que recibo me divierte, con las otras tampoco recibía mucho y encima lo que recibía me aburría.

Pero claro, esa es mi percepción y esos son mis gustos, que definen lo que me funciona mejor y lo que me funciona peor. Soy consciente de que hay mucha gente que no lo ve así, especialmente los más fans de los personajes o de las franquicias, que son los que se lo toman más en serio y por tanto se suelen indignar más cuando ven que los que hacen las pelis no se lo toman así. Supongo que sienten que se ha traicionado la naturaleza que le daba enjundia al personaje o a la historia. Yo como no me lo tomo en serio no lo siento así, pero lo comprendo porque sí me ha pasado con alguna adaptación literaria.

Todo este tocho para simplemente decir que todo se debe a que tenemos percepciones y gustos distintos XD
tnucsoid escribió:@GXY ¿Dices que ep. VIII es una excelente película? Nunca entenderé la mente humana.


en su categoria, si.
tnucsoid escribió:
Nazgul Zero escribió:Está claro, no hay mucho debate posible. Es simplemente la opinión de una persona, muy respetable. Hay quien opinará parecido con algún pero, quien lo comparta todo tal cual, quien no pueda entender cómo puedes poner los Ep. II y IX al mismo nivel practicamente que las buenas...
Para gustos ya se sabe. Entretenido leer tu post, se ve que le has dedicado tiempo. Pero vamos, que como dices no merece la pena meterse.


Yo sinceramente nunca he entendido ese hate al ep. II. No me parece tan mala.

@GXY ¿Dices que ep. VIII es una excelente película? Nunca entenderé la mente humana.


Te la explico: todos nos fijamos en cosas diferentes y damos distintos niveles de importancia a los mismos elementos, por eso tenemos criterios diferentes.

A mí me encanta el episodio VIII y la tengo en mi top 3.

Sin embargo, el II no tengo por dónde cogerlo. Obviando la historia de amor mal hecha que sobra por todas partes; la peli va sobre la creación de un ejército de clones en un planeta que al parecer nadie conoce, pero que al parecer tiene recursos de sobra para crear un ejército de tamaño suficiente para controlar UNA GALAXIA.

Eso sí, ese planeta no quiere usar semejante poder para dominar ellos la galaxia. Por lo visto se dedican a venderlos... Pero pese a tener semejante tecnología y recursos, es un planeta secreto que nadie conoce porque... Su departamento de marketing es una mierda.

Los mismos Jedi que siempre nos han dicho que son la mar de sabios, prudentes y reacios a la búsqueda de poder personal deciden quedarse un ejército QUE NO SABEN DE DÓNDE COÑO SALE NI QUIÉN HA PAGADO para ellos, eso sí. Seguro que eso no puede salir mal.

Lo único que salva los muebles en todo ese sinsentido es el carisma de Obi Wan que es arrollador. En una peli buena ya habría sido la repanocha. Y sólo por su carisma admitimos que nos presenten, también de la nada, al Conde Dooku, personaje tan salido de la nada como los propios clones y de quien tenemos que aceptar en cinco minutos que tiene una enorme conexión con todos los Jedi que sí conocemos. Christopher Lee hace un papelón así que es fácil de la nada, pero es quizá el personaje más torpemente introducido de la franquicia.

Y el resto de la película es ver a todos los protas cayendo sucesivamente en la misma trampa para que haya una excusa de ver lucirse a los clones un rato y unos cuantas peleitas de espadas láser; de nuevo, muy chulo pero que no sirve para nada porque todos sobreviven, el estatus quo se mantiene igual (se habrían quedado los clones igualmente aunque no hubiesen ido a Geonosis) y los perdonamos porque ver a Yoda haciendo kung fu era algo que no sabíamos que queríamos. Pero vaya.

Las únicas partes que realmente cuentan algo de esta peli son Kamino (la creación del ejército clon es muy importante para la trilogía y todo el lore, lástima que sea un sinsentido) y la parte de Anakin en Tatooine, de la que no tengo ninguna queja y realmente es el único momento donde hay una evolución en algún personaje en toda la peli. Una evolución importante y muy bien llevada, además. Es curioso que lo único que funciona en esta peli sea lo único que falla en la siguiente.

Aun así todo lo que he descrito no sería tan terrible si no estuviera la historia de amor; quedaría una historia sin ningún sentido pero con algunos actores muy buenos y batallitas chulas. Pero es que está la historia de amor y es lo más importante de la peli (al menos a juzgar por la dirección de la misma, todo lo demás se cuenta como algo secundario), así que es una losa de cemento que la hunde en las profundidades del océano.

Y sí, sé que el universo expandido hace mucho por intentar explicar y dar sentido a toda esa movida de Kamino. Pero seamos francos, eso son excusas pensadas a posteriori por escritores que ni sabían de qué iba la peli cuando se estrenó en el cine. Está bien el intento de arreglarlo, pero a la hora de juzgar la peli no puedo tenerlo en cuenta xD
El Episodio VIII es una excelente película porque es la única de la saga que no le echa toda la culpa de los problemas a los malos y admite que la Orden Jedi estaba equivocada, cosa de la que todos los fans nos dábamos cuenta pero parece que dentro del universo de la saga nadie lo notaba. Y es la única película de la nueva trilogía que tiene en cuenta a las Precuelas, pues es en ellas donde aparecen todas las negligencias que cometen los Jedi.

J. J. Abrams es de esos fans tóxicos amantes de los ochenta, y que reniega de las Precuelas, cuando son ellas las que han ayudado a que la saga no muriera y han expandido su lore hasta el infinito, porque la TO estaba ya muy desfasada en los 90 y sus guiones eran bastante simplones.
Malfuin escribió:la peli va sobre la creación de un ejército de clones en un planeta que al parecer nadie conoce, pero que al parecer tiene recursos de sobra para crear un ejército de tamaño suficiente para controlar UNA GALAXIA

En eso no veo lo raro. Cualquier mercenario o grupo de bandidos funciona así. Puedes generar X pero no puedes/quieres llevar el resto. Lo haces, cobras, y siguiente.

Muchos podríamos crear una empresa y quizás hacernls ricos. O quizás tenemos las herramientas para desarrollo pero no tenemos ni idea de dirección de empresas y nos vamos a la mierda donde otro triunfa.

No veo lo raro de ese punto en concreto.
Otro por aquí al que le encantó el episodio VIII y que considero de lo poco salvable de esta última trilogía, de hecho me esperancé de que igual remontaban y cerraban bien con la siguiente tras una sosaina y carente de personalidad episodio VII que es más de lo mismo, pero peor y sin alicientes ni interés casi.

Pero luego me dieron con el episodio IX en toda la jeta.
Malfuin escribió:
tnucsoid escribió:
Nazgul Zero escribió:Está claro, no hay mucho debate posible. Es simplemente la opinión de una persona, muy respetable. Hay quien opinará parecido con algún pero, quien lo comparta todo tal cual, quien no pueda entender cómo puedes poner los Ep. II y IX al mismo nivel practicamente que las buenas...
Para gustos ya se sabe. Entretenido leer tu post, se ve que le has dedicado tiempo. Pero vamos, que como dices no merece la pena meterse.


Yo sinceramente nunca he entendido ese hate al ep. II. No me parece tan mala.

@GXY ¿Dices que ep. VIII es una excelente película? Nunca entenderé la mente humana.


Te la explico: todos nos fijamos en cosas diferentes y damos distintos niveles de importancia a los mismos elementos, por eso tenemos criterios diferentes.

A mí me encanta el episodio VIII y la tengo en mi top 3.

Sin embargo, el II no tengo por dónde cogerlo. Obviando la historia de amor mal hecha que sobra por todas partes; la peli va sobre la creación de un ejército de clones en un planeta que al parecer nadie conoce, pero que al parecer tiene recursos de sobra para crear un ejército de tamaño suficiente para controlar UNA GALAXIA.

Eso sí, ese planeta no quiere usar semejante poder para dominar ellos la galaxia. Por lo visto se dedican a venderlos... Pero pese a tener semejante tecnología y recursos, es un planeta secreto que nadie conoce porque... Su departamento de marketing es una mierda.

Los mismos Jedi que siempre nos han dicho que son la mar de sabios, prudentes y reacios a la búsqueda de poder personal deciden quedarse un ejército QUE NO SABEN DE DÓNDE COÑO SALE NI QUIÉN HA PAGADO para ellos, eso sí. Seguro que eso no puede salir mal.

Lo único que salva los muebles en todo ese sinsentido es el carisma de Obi Wan que es arrollador. En una peli buena ya habría sido la repanocha. Y sólo por su carisma admitimos que nos presenten, también de la nada, al Conde Dooku, personaje tan salido de la nada como los propios clones y de quien tenemos que aceptar en cinco minutos que tiene una enorme conexión con todos los Jedi que sí conocemos. Christopher Lee hace un papelón así que es fácil de la nada, pero es quizá el personaje más torpemente introducido de la franquicia.

Y el resto de la película es ver a todos los protas cayendo sucesivamente en la misma trampa para que haya una excusa de ver lucirse a los clones un rato y unos cuantas peleitas de espadas láser; de nuevo, muy chulo pero que no sirve para nada porque todos sobreviven, el estatus quo se mantiene igual (se habrían quedado los clones igualmente aunque no hubiesen ido a Geonosis) y los perdonamos porque ver a Yoda haciendo kung fu era algo que no sabíamos que queríamos. Pero vaya.

Las únicas partes que realmente cuentan algo de esta peli son Kamino (la creación del ejército clon es muy importante para la trilogía y todo el lore, lástima que sea un sinsentido) y la parte de Anakin en Tatooine, de la que no tengo ninguna queja y realmente es el único momento donde hay una evolución en algún personaje en toda la peli. Una evolución importante y muy bien llevada, además. Es curioso que lo único que funciona en esta peli sea lo único que falla en la siguiente.

Aun así todo lo que he descrito no sería tan terrible si no estuviera la historia de amor; quedaría una historia sin ningún sentido pero con algunos actores muy buenos y batallitas chulas. Pero es que está la historia de amor y es lo más importante de la peli (al menos a juzgar por la dirección de la misma, todo lo demás se cuenta como algo secundario), así que es una losa de cemento que la hunde en las profundidades del océano.

Y sí, sé que el universo expandido hace mucho por intentar explicar y dar sentido a toda esa movida de Kamino. Pero seamos francos, eso son excusas pensadas a posteriori por escritores que ni sabían de qué iba la peli cuando se estrenó en el cine. Está bien el intento de arreglarlo, pero a la hora de juzgar la peli no puedo tenerlo en cuenta xD


Te quejas de inverosímilitud del Ep. II pero defiendes el VIII que es el más inverosímil de toda la saga, en que todo el devenir de la película se condiciona por lo que tienen entre las piernas los diferentes protagonistas.
Sobre lo de Kamino, teniendo en cuenta que el cerebro detras de la conspiración era el que gobernaba la República no le sería difícil ocultarlo a todo el mundo, es que le veis tres pies al gato.

El problema del Conde Dooku fue que venía a sustituir a un villano tan chulo como desaprovechado, Darth Maul, y luego van y te lo cambian por un anciano, pues es un bajón importante.
4455 respuestas